Zaragoza

La falta de personal retrasa al menos dos meses la concesión de licencias de obra en Zaragoza

El Ayuntamiento lo achaca a "bajas por enfermedades de larga duración". Arquitectos, aparejadores y contratistas lamentan los "dos meses" de lista de espera.

Edificio de la Gerencia de Urbanismo, antiguo Seminario
Oliver Duch

La anunciada recuperación del sector inmobiliario se choca en la capital aragonesa con un inesperado inconveniente: la Gerencia de Urbanismo está tardando "al menos dos meses" en iniciar la tramitación de las licencias de obra mayor, según denuncian los colegios profesionales que agrupan a Arquitectos y Aparejadores de Zaragoza y la asociación de Constructores Contratistas de obras de la provincia.

La clave de este contratiempo radica en la falta de personal que adolece Urbanismo. Fuentes municipales reconocen que hay "problemas puntuales", especialmente cuando se abordan "los expedientes más complejos y que requieren más trabajo", y se achacan a "bajas laborales por enfermedades de larga duración que se han ido solapando" y que han terminado por "descuadradar un sistema que siempre ha sido muy eficaz". Estas mismas fuentes subrayan que si las bajas no se han cubierto ha sido porque "se trata de puestos muy cualificados que no son sencillos de sustituir", algo especialmente complicado "en unos años de absoluta restricción económica".

Las quejas de los gremios afectados son severas. Ignacio Gracia, decano presidente del Colegio de Arquitectos de Zaragoza, lamenta que "con las bajas por enfermedad y la jubilación de personal está siendo muy difícil sacar adelante las licencias". Para Gracia "no se entiende cómo en un momento como este, en el que la Administración debería favorecer la economía y la creación de empleo, no se ponen más facilidades", y añade a sus demandas que "a la ordenanza de actuaciones urbanísticas (MIAU) le falta una vuelta de tuerca, ya que, por ejemplo, requiere mucha documentación complementaria".

El decano de los arquitectos solicita al Ayuntamiento "más control y menos documentación, porque es muy difícil conseguir una licencia, pero luego no hay apenas inspecciones, y si se hiciera al contrario se favorecería a las empresas y al ciudadano y el efecto disuasorio sería importante". Además, apunta Gracia, "en todo proyecto hay un técnico que lo firma y que asume esa responsabilidad de antemano".

Las críticas de los aparejadores van en la misma línea. "Hay una demora muy importante en los expedientes que se traduce en al menos dos meses de lista de espera solo para que se empiecen a tramitar, a los que hay que sumar otros dos de trabajo del personal, por lo que uno puede encontrarse con más de cuatro meses de espera para poder arrancar un proyecto", apunta Víctor Martos, presidente del Colegio de Aparejadores, Ingenieros Técnicos e Ingenieros de Edificación de Zaragoza. Martos afirma además que "recientemente se jubilaron dos compañeros colegiados que trabajaban en el servicio de licencias urbanísticas y no se les ha reemplazado".

Los representantes de los arquitectos y arquitectos técnicos de Zaragoza coinciden al señalar que se sienten "preocupados" por el 'handicap' añadido que puede suponer el inminente proceso electoral y el posible "cambio de cargos" en la Gerencia de Urbanismo, que se podría traducir en una mayor dilatación de los plazos.

La Asociación de Constructores y Contratistas de Obras de la provincia también se siente damnificada por esta situación, motivo por el cual han presentado una queja formal en el Ayuntamiento. "Hay un colpaso en la concesión de obras y se tarda dos meses en asignar un técnico a un proyecto. No entendemos que esto ocurra en un momento en que parece que se vuelven a reactivar las obras", sentencia Rafael Gagete, vocal de la agrupación profesional.

Una administración "ágil"

Desde el Consistorio se recuerda que "en los últimos años se ha aprovechado para agilizar la administración, atendiendo las peticiones de los colegios profesionales y redactando formularios más sencillos para conseguir una gestión más ágil y eficaz y facilitar el trabajo de todo el mundo".

Más información específica sobre el sector inmobiliario.

Etiquetas