Zaragoza
Suscríbete

Los alcaldes de la ribera piden medidas urgentes para evitar riesgos en los núcleos urbanos

La Comisión de Municipios Afectados asegura que, de momento, no se van hacer movilizaciones.

Una crecida del río Ebro
Los alcaldes de la ribera piden medidas urgentes para evitar riesgos en los núcleos urbanos
Heraldo.es

Los alcaldes de los municipios afectados por las inundaciones han pedido al Gobierno central, al de Aragón y a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) que adopten de forma inmediata las medidas necesarias para que ningún casco urbano soporte situaciones de riesgo y acometan la limpieza del río.

Estas propuestas, que enviarán a los gobiernos y a la CHE, se recogen en un documento de consenso de siete puntos aprobado por la Comisión de Municipios Afectados por el Ebro, formada por más de 30 ayuntamientos (17 de los cuales han participado), que se ha reunido para evaluar los daños y proponer medidas para paliar las inundaciones del río.

El presidente de la Comisión, Luis Eduardo Moncín, alcalde de Pradilla de Ebro, uno de los municipios que se evacuó por la crecida, ha leído ante los medios de comunicación los acuerdos adoptados y ha exigido a todas las administraciones la necesidad de actuar porque siempre no se va a "tener suerte", en referencia a la ausencia de daños personales.

"La suerte que hemos tenido es que no habido desgracias personales, pero la próxima vez no habrá tanta. Lo lamentable es que no haya seguridad en las personas", ha enfatizado el alcalde, quien ha apostado por un "frente común" de los municipios afectados para que les hagan caso.

Entre las medidas que plantean los alcaldes, está la construcción de compuertas en las motas (muros defensivos de campos y pueblos), la creación de aliviaderos naturales, la coordinación de todas las administraciones en el control de las infraestructuras, un sistema de compensación de daños, y crear una mesa de trabajo y debate con todos los sectores implicados, Gobiernos, municipios, la CHE, expertos, ecologistas y sindicatos agrarios.

El alcalde de Pradilla ha especificado que no se han acordado llevar a cabo movilizaciones, aunque no lo ha descartado, pero ha señalado que debería implicar a toda la cuenca, desde Cantabria a Tortosa (Tarragona).

Hay muchas plataformas de afectados que habría que coordinar y que si no se va "todos juntos" no se va "a conseguir nada", ha añadido Moncín, quien ha apelado a la unidad de todos los afectados de la cuenca porque "no puede ser", a su juicio, manifestaciones como la que hicieron los agricultores navarros ante la CHE.

"Queremos que nos hagan caso" y "si estamos juntos, en "un frente común" nos harán más caso que separados, ha añadido el alcalde, quien ha cuestionado el papel desempeñado por la CHE y el Gobierno de Aragón ante el peligro que "se ha vivido en esta riada".

Moncín ha remarcado que "todos" los municipios están "de acuerdo" en cuanto a las medidas a adoptar, pero no se les "ha hecho ningún caso". "No actúan, no hacen nada", ha lamentado.

Por ello, ha pedido más coordinación entre las administraciones y, frente a las criticas por ocupar con granjas y casas en tierras cercanas al río, ha reprochado a las autoridades que hayan permitido construir autopistas, carreteras o vías férreas, "sin pensar que hay un río y puede haber avenidas".

En este sentido, ha argumentado que después de estar muchos años con escrituras pagando contribuciones ahora dicen que los terrenos son "dominio hidráulico" y acusan a los municipios de haberse "comido el río", cuando se ha permitido roturar sotos y riberas así como la construcción de urbanizaciones hace pocos años.

"Ningún vecino se hace su casa junto al río, porque sabe que se lo va a llevar", ha resumido el alcalde la situación, antes de destacar la aportación de los habitantes de los pueblos que, como el suyo, sin ayudas, tuvieron que movilizar tractores y remolques para reforzar las defensas porque el "agua estaba saltando" y evitar que se ahogara la gente.

El único pueblo que aún tiene problemas de abastecimiento de agua es Boquiñeni, cuyo alcalde, Miguel Ángel San Juan, quien ha participado en la reunión, ha indicado que presumiblemente tendrán que cambiar toda la red de suministro por una nueva, ante la presencia de restos de hidrocarburos en las tuberías.

Por otra parte, la alcaldesa socialista de Fuentes de Ebro, María Pilar Palacín, ha calificado como una "deslealtad institucional" las criticas del Delegado del Gobierno en Aragón a los regidores socialistas por alarmismo. Desde Delegación del Gobierno desmienten estas afirmaciones y dicen que estas palabras nunca fueron pronunciadas por Gustavo Alcalde.

Los alcaldes han defendido a sus ciudadanos y municipios "en momentos muy duros y muy complicados" y han asegurado que no mienten cuando dicen que "muchos de ellos se han encontrado absolutamente solos", ha concluido

La ultima crecida extraordinaria del Ebro ha anegado más de 19.000 hectáreas en los pueblos ribereños, ha afectado a unos 2.000 agricultores, dos pueblos, Pradilla y Boquiñeni, tuvieron que ser desalojados, y los daños han sido cuantiosas en infraestructuras de riego y caminos y carreteras.

Etiquetas