Zaragoza

La FABZ presenta una denuncia por la situación de la residencia de Mayores de Utebo

Critican la falta de transporte público cercano al centro o carencias en la línea de telefonía e Internet.

La Federación Aragonesa de Barrios de Zaragoza (FABZ) ha presentado una denuncia por la situación de la residencia de Mayores Santa Ana de Utebo, a la que se trasladaron los usuarios de la residencia pública de mayores de Movera.

Así se dio a conocer este miércoles en una rueda de prensa en la que intervino Nieves Boj, presidenta de la FABZ, María Luisa García Plaza, responsable de la Comisión de Mayores y Noelia Martínez, abogada.

Desde la FABZ informaron que desde que se produjo el traslado, "han sido varios los requerimientos para que la residencia de Utebo cumpliera los requisitos fijados en el pliego de condiciones con los que fue adjudicada su gestión", así como "los compromisos del Gobierno de Aragón de que los usuarios de la residencia de Movera no verían menoscabadas su atención y derechos".

En su escrito al Juzgado, la entidad plantea que si procede “acuerde la práctica de diligencias que determinen las responsabilidades en que ha incurrido el o los responsables de la gestión del Instituto Aragonés de Servicios Sociales y del Gobierno de Aragón", o contra toda persona que haya podido "encubrir u obstruir la acción de la justicia en la instrucción de los hechos objeto de investigación".

Entre otras cuestiones, la FABZ, desde la Comisión de Mayores, viene denunciando desde hace tiempo algunas carencias, como la ausencia de transporte público cercano al centro, dado que "la parada más próxima del autobús se encuentra a casi un kilómetro de la residencia, lo que supone el práctico confinamiento de los residentes".

También critican la carencia de línea telefónica fija e Internet, o las quejas de los usuarios sobre el servicio de comidas, el uso de la calefacción, "que se conecta apenas cuatro horas al día" o la supresión del servicio de comedor para los familiares y visitas de los usuarios.

También lamentaron la falta de información en relación "a la plantilla actualmente en funciones. En el pliego de condiciones técnicas aparece estipulado, por ejemplo, que serán 48 auxiliares quienes presten servicio para las 135 plazas, pero por las apreciaciones de usuarios y familiares, parecen ser muchos menos", apuntaron desde la FABZ.

Por su parte, fuentes del Gobierno de Aragón negaron estos extremo. En relación al transporte público, una de las cuestiones que más tiempo lleva reivindicando la FABZ, explicaron que el centro cuenta con "transporte adaptado para llevar a los residentes cuando requieren ir al médico y al hospital, que es lo que tiene que estar cubierto en una residencia", y apuntaron que el centro "sí que cuenta con línea telefónica e Internet, lo que no tiene es wifi" que adujeron, "es por una cuestión de la empresa que gestiona la telefonía".

También negaron haber recibido quejas en relación al servicio de comidas, "que es excelente", calefacción o personal. Respecto a la supresión del servicio de comedor para familiares, las mismas fuentes explicaron que "el servicio de comidas está contemplado para los residentes, no para visitantes".

Etiquetas