Zaragoza
Suscríbete

Más del 20% de los alumnos declara sufrir altos niveles de ansiedad en época de exámenes

Miles de aragoneses comienzan a examinarse del primer cuatrimestre universitario.

Las bibliotecas zaragozanas, repletas en época de exámenes.
Más del 20% de los alumnos declara sufrir altos niveles de ansiedad en época de exámenes
Laura Uranga

La época de exámenes puede llegar a convertirse en un periodo verdaderamente complicado para aquellos alumnos que rebasan los niveles de tensión y autoexigencia comunes y se sumergen en un estado de ánimo excesivamente condicionado por las pruebas a las que deben hacer frente.

Según un estudio publicado por la revista 'Education', el 20,84% de los universitarios declara sufrir altos niveles de ansiedad cuando los controles académicos están de por medio.

Si esa ansiedad se manifiesta en niveles moderados, facilita el rendimiento e incrementa la motivación. Sin embargo, conforme su intensidad aumenta, el individuo va cambiando su conducta hasta poder llegar a padecer problemas de salud.

Entre este jueves y el 6 de febrero, casi 30.000 alumnos de la Universidad de Zaragoza tratarán de solventar con éxito las pruebas de evaluación del primer cuatrimestre del curso. Nerviosismo y concentración a partes iguales invadirán los edificios de los distintos campus.

¿Por qué se produce la ansiedad?

Según Nuria Cruz, psicóloga del Instituto Aragonés de la Ansiedad, "esta puede ser 'anticipatoria' si el sentimiento de malestar se produce en el momento de estudiar o al pensar en qué pasará cuando llegue el examen, o 'situacional' si llega durante la propia prueba".

"Una experiencia negativa del pasado puede llevarnos a creer que vamos a volver a fracasar y también las personas de nuestro alrededor pueden contagiarnos su estado de ansiedad", explica Cruz, quien considera otras causas como "la mala preparación del examen o el temor a una mala calificación, ya sea por nuestra autoexigencia o por la repercusión del suspenso".

También los hábitos de cada persona son importantes. "Las pocas horas de descanso, el alto consumo de café, tabaco o sustancias excitantes influyen negativamente", advierte. 

Consecuencias

Las consecuencias de padecer ansiedad pueden dividirse en tres niveles.

El fisiológico ataca a nuestro organismo haciendo latir más fuerte nuestro corazón, creando un 'nudo' en el estómago o haciendo temblar las manos, entre otras cosas. 

A nivel conductual, quienes padecen ansiedad suelen moverse de un lado a otro y modifican su conducta incrementando sus hábitos, ya sea bebiendo más líquido, fumando más o mordiendo las uñas sin cesar.

Por último, el nivel cognitivo es el que más afecta a los resultados académicos puesto que se invaden los pensamientos con ideas negativas que pueden hacer que uno se rinda. 

Consejos

"Seguir unas buenas pautas de higiene, alimentarse de forma correcta y sacar tiempo para desconectar del estudio son algunas de las mejores formas de combatir la ansiedad", explica la psicóloga Nuria Cruz. 

"Tampoco es recomendable estudiar hasta el último momento por no haber aprovechado el tiempo correctamente con anterioridad", añade. 

Por último, un consejo particular. "Un buen método antiansiedad es visualizar lo que vamos a hacer dos o tres días antes, es decir,

imaginar cómo hacemos el examen de forma tranquila y estando mentalmente preparados", explica la psicóloga, para terminar advirtiendo que "es un sistema que se sigue en muchas disciplinas, entre ellas el deporte". 

Implicación de las universidades

El pasado 16 de diciembre, Laura Ormad e Iván Sánchez profesores de psicología de la Universidad Nacional de Educación a Distancia de Calatayud impartieron un curso sobre el manejo de la ansiedad ante los exámenes.

Entre las enseñanzas se trató cómo hacer frente a quedarse en blanco en mitad de un examen o a los pensamientos negativos previos al mismo.

Las clases pudieron ser seguidas por videoconferencia en las localidades de Caspe y Ejea de los Caballeros.

Etiquetas