Zaragoza
Suscríbete por 1€

La compañía GSS contratará a 300 teleoperadores en las localidades de Calatayud y Ateca

La compañía, que prevé alcanzar los 1000 empleados hasta finales de 2015, va a realizar sesiones formativas previas a la campaña.

El grupo GSS necesitará contratar en los próximos seis meses a más de 300 personas como teleoperadores para sus plataformas de Ateca y Calatayud, y pretende alcanzar un total de 1000 empleados a lo largo de 2015.

Para explicar el trabajo a realizar en estos dos centros, este miércoles 26, a las 11,30, en Calatayud, la compañía ha convocado una sesión informativa en la que se explicarán las funciones a realizar en esta empresa, así como las características de los contratos laborales.

Entre sus dos centros, GSS cuenta en la actualidad con más de 500 trabajadores de los que un 80%, según el director de la compañía en los centros de trabajo de la comarca, “lleva más de un año trabajando en GSS”.

De las plantillas con las que cuenta en una y otra plataforma, un 50% de las personas son de fuera de la comarca de Calatayud, de municipios de Valdejalón, Cariñena, o Zaragoza, porque según señalan desde la compañía no se cuenta con personal suficiente aquí, y eso a pesar de las elevadas cifras del paro en la comarca.

“Tenemos demanda de empleo y nos vemos obligados a buscar a gente fuera”, afirmó Fernando Duce, el director de los centros de Ateca y Calatayud. Achacan esta circunstancia “al boca a boca”, debido a los malos resultados de la empresa Plantel, que tuvo también un centro de trabajo en las mismas instalaciones que ocupa GSS.

“Esa anterior experiencia, muy negativa, ha hecho que haya mucha gente reticente a dirigirse a nuestra empresa a trabajar”, indicó Duce, quien defendió que su compañía es “una de las principales multinacionales de este sector”.

Duce señaló que a día de hoy la profesión la del teleoperador o telegestoras están reconocidas jurídicamente y estatalmente, mediante convenio, y con un estatuto firmado por los principales sindicatos del país.

“Los salarios son muchísimo más que dignos, comparados con otro tipo de actividad o de sectores”, y explicó que se trata de empleos con una retribución fija de unos 800 a 1000 euros, más un variable en comisiones que puede oscilar entre los 300 y los 1000 euros. “No es un empleo precario”, aseveró.

El responsable de GSS en estas plataformas manifestó que van a emprender una campaña para intentar captar a las personas que tengan necesidad de trabajar, y que tenga interés en venir a trabajar a una empresa de este tipo. Según Duce los requisitos son “ganas, también de aprender, y una base de motivación por el trabajo”, así como con “un mínimo de dicción”, precisó.

El director de las plataformas de GSS esta comarca indicó que se pretende crear una escuela para formar a los potenciales empleados desde cero, y posteriormente recibirán formación en campañas específicas con el fin de que puedan incorporarse a las campañas que vayan teniendo.

Tanto el ayuntamiento bilbilitano como otras administraciones han apoyado económicamente al grupo GSS con inversiones que superan los 900.000 euros. Duce precisa que también la compañía ha llevado a cabo un desembolso, además de encargarse de los costes de mantenimiento.

Defendió que esas ayudas van supeditadas al cumplimiento de unos compromisos de contratación laboral, que “estamos cumpliendo de sobra”.

En la jornada abierta a los interesados este miércoles en el salón de actos del ayuntamiento en la plaza Joaquín Costa, se explicará a todo aquel que quiera acercarse, lo fundamental de la compañía. También se recogerán currículums de quienes estén dispuestos a participar en los grupos de formación previos a las contrataciones que se vayan realizando.

Etiquetas