Zaragoza

El aparcamiento de la Expo tiene cerradas el 65% de sus plazas por falta de demanda

La instalación subterránea solo ofrece 800 de sus 2.295 plazas, ya que muchos de sus potenciales usuarios prefieren aparcar en los espacios gratuitos que hay en la zona.

Han pasado más de tres años desde la apertura del aparcamiento subterráneo de la Expo. Sin embargo, la instalación continúa bajo mínimos debido a la escasa demanda y a la gran cantidad de plazas gratuitas disponibles al aire libre en la zona.

Del total de 2.295 plazas del aparcamiento subterráneo, inaugurado en abril de 2011 y abierto 24 horas al día y siete días a la semana, tan solo el 35% están habilitadas para su uso.

Actualmente, la gestión del parquin la comparten dos entidades: 1.300 plazas pertenecen a Expo Zaragoza Empresarial -sociedad que depende del Gobierno de Aragón-, de las cuales 595 están alquiladas o han sido vendidas a inquilinos del Parque Empresarial. Es decir, un 45% del total están ocupadas, según fuentes del departamento de Obras Públicas de DGA. 

Las 995 plazas restantes se ofrecen en modalidad de aparcamiento en rotación y su gestión pertenece a Zaragoza Parquin, empresa participada por la Fundación Disminuidos Físicos de Aragón (DFA), que posee 211 plazas activas, es decir, un 20% de las que podría ofertar

Dentro del mismo espacio, la Ciudad de la Justicia cuenta con su propio aparcamiento, con unas 300 plazas, habilitado con medidas de seguridad especiales y con su propio acceso a los juzgados. 

Ambas empresas gestoras aseguran que la llegada de la Ciudad de la Justicia y de nuevos servicios e instituciones al recinto Expo han influido considerablemente en el aumento de la ocupación. Primero fueron las instalaciones del Instituto Aragonés de Gestión Ambiental (INAGA), el Instituto Aragonés de Empleo (INAEM), Urbanismo y el Acuario Fluvial entre otras iniciativas privadas. La última en trasladarse ha sido la Consejería de Educación, Cultura y Deportes. Además, a final de año la zona contará con el nuevo Mercadona, que también ofrecerá 180 plazas de aparcamiento a sus clientes.   

Sin embargo, como explica Santiago Guerrero, subdirector del Área de Empleo de Fundación DFA, si bien es cierto que se ha notado una mejora, "el exterior es lo que más daño hace al servicio": "Desde la llegada de los juzgados y de algunas empresas la ocupación ha crecido en torno a un 50% en un año. Tendríamos muchas más posibilidades de ampliación, hasta cuatro veces más, pero no existe demanda".  

Los gestores achacan la falta de usuarios a las múltiples posibilidades de aparcamiento gratuito en el exterior, en espacios en el Parque del Agua y el meandro de Ranillas, así como los aparcamientos de la zona Expo. "Si sales arriba entre las 9:00 y las 15:30 las explanadas están llenas. Justamente en el horario de los funcionarios", advierte Guerrero, que asegura que el problema se solucionaría si la zona exterior fuera de pago o se acotara su uso, como barajaba el Ayuntamiento de Zaragoza hace poco más de un año. 

"El servicio de parquin todavía es muy estacional, trabajamos bien en horario de oficina pero las tardes o el verano no se trabaja casi nada", explica el subdirector. Además de ofrecer diferentes modalidades de abono para trabajadores y funcionarios de la zona, Guerrero asegura que la seguridad es otro factor importantes: "En el aparcamiento subterráneo sabes que te vas a encontrar el coche como lo has dejado". 

Sin cumplir las expectativas

Con motivo de la apertura del aparcamiento, uno de los más grandes y mejor equipados de la zona, en 2011 se adaptaron una sexta parte de las plazas que contiene el edificio. 

Dos años después, la instalación amplió la oferta al 17% de aparcamientos, hasta alcanzar el 35% que ofrece en la actualidad.

Un estudio de viabilidad realizado con motivo de la inauguración auguraba que en cinco años habría un promedio de 1.216 plazas ocupadas en el parquin de pago del parque empresarial. Para lograr el objetivo, el aparcamiento debería aumentar en 410 las plazas ofertadas en un año y medio. 

Etiquetas