Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

La infanta Elena, dama maestrante de Zaragoza

Doña Elena ha sido recibida por un grupo folklórico en la sede de la Real Maestranza de Caballería.

La infanta Elena ha presidido la reunión de las Reales Maestranzas de Caballería de España, que ha tenido lugar este viernes en la capital aragonesa. En el acto, Su Alteza Real ha recibido el lazo de dama maestrante de Zaragoza.

La visita comenzaba en la Basílica del Pilar de Zaragoza, en la que, tras una breve misa oficiada por el deán del Cabildo Metropolitano de Zaragoza, Manuel Almor. El sacerdote ha agradecido a Su Alteza Real la infanta Elena su visita al templo y ha recordado a su abuelo, Don Juan de Borbón, quien el 26 de mayo de 1988 donó a la Virgen del Pilar el manto azul que portaba en el acto. "La familia real siempre ha dado muestras de devoción singular", ha destacado el cabildo. Tras las palabras de agradecimiento, la infanta ha besado el manto y ha depositado un ramo de flores a los pies del altar. 

La visita ha causado un gran revuelo en el templo y varios curiosos se han agolpado a las puertas de la Basílica para fotografíar a la infanta envueltos en cierta confusión: "Yo no sabía que venía pero me parece muy bien", afirmaba María Pilar, vecina de Zaragoza. "Menudo revuelo se ha montado", exclamaba otro asistente. 

Una vez finalizado el acto, las autoridades y la infanta se han dirigido a la sede de la Real Maestranza de Zaragoza, ubicada en el Palacio de Don Lopeo, donde ha sido recibida con una actuación de jotas a cargo del grupo folklórico La Fiera del barrio de San José, que, dirigido por Isabel Lafuente ha interpretado las Jotas de Zaragoza, Alcañiz y Los Labradores. Fuentes de la organización han asegurado que la Infanta aprendió bailes regionales cuando era pequeña, entre ellos, el dance tradicional aragonés, por lo que "le ha encantado la actuación". 

Tras una reunión a puerta cerrada para tratar algunos temas de las cinco casas, se ha procedido a la imposición del lazo de Dama Maestrante de Zaragoza a la infanta Elena y a brindar en honor a su majestad el Rey Juan Carlos I.

Zaragoza, una de las cinco casas

La capital aragonesa ha sido la encargada de acoger el acto que reúne a los cinco representantes de las Reales Maestranzas de Caballería en España: Zaragoza, Valencia, Ronda, Granada y Sevilla, presididas por Don Juan Carlos I, que delegaba por segunda vez la cirta en su hija mayor. 

Estas instituciones, cuyo origen se remonta al siglo XVII, nacieron con el fin de que la nobleza se ejercitase en el arte de la guerra, pero con el paso del tiempo han adaptado sus fines a actividades culturales, educativas y asistenciales.

El año pasado, acto que también presidió la infanta Elena, Valencia fue la ciudad encargada de acoger la reunión, cuya misa se dedicó a la virgen de los Desamparados. 

Al acto de la capital aragonesa también han acudido representantes de las cinco maestranzas de España. Por un lado, el teniente de hermano mayor de la Real Caballería de Zaragoza, Don Pedro de San Cristóbal, Rafael de Atienza, Marqués de Salvatierra  de Ronda, Javier Benjumea, Marqués de Puebla de Cazalla de la institución de Sevilla, Ignacio Pérez de Errastri de la casa de Granada y, finalmente, José del Portillo, de la Real Caballería de Valencia.

Etiquetas