Despliega el menú
Zaragoza

La DGA detecta que Sos justificó dos subvenciones distintas conlos mismos certificados de obra

Ha pedido al Ayuntamiento que aclare si en 2008 cobró dos ayudas por los mismos trabajos y que corrija los errores de otra certificación.

El Gobierno de Aragón ha detectado que en el año 2008 el Ayuntamiento de Sos

–entonces gobernado por el socialista Ignacio Machín– utilizó las mismas cinco certificaciones de obra por un importe total de 400.000 euros para justificar dos subvenciones distintas destinadas a la construcción de la residencia de mayores: una concedida por la DGA a la comarca de las Cinco Villas, que a su vez transfirió el dinero al municipio, y otra otorgada directamente por el Instituto Aragonés de Servicios Sociales.

Ese descubrimiento ha provocado que la Dirección General de Administración Local haya enviado un requerimiento al Consistorio sosiense y a la comarca –que fue una mera intermediaria– para que en un plazo de 30 días aclaren si recibieron dos subvenciones distintas para los mismos trabajos –lo cual está prohibido– o si por el contrario hay alguna circunstancia que explique esa aparente irregularidad.

En el caso de que el Ayuntamiento de Sos logre justificar debidamente por qué unas mismas certificaciones de obras se utilizaron para justificar dos ayudas diferentes, la DGA archivará el asunto. Por el contrario, si se confirma que hubo una irregularidad, el Consistorio tendrá que devolver los 400.000 euros ingresados por partida doble. De hecho, fuentes oficiales del Departamento de Política Territorial han confirmado a HERALDO que la Dirección General de Administración Local ya ha abierto un expediente de reintegro del dinero –la comarca tendría que devolverlo al Gobierno de Aragón y a continuación reclamárselo al Ayuntamiento–.

Además, de ratificarse que se cobraron dos ayudas distintas por los mismos trabajos, también habría que aclarar adónde fueron a parar los 400.000 euros cobrados de más y estudiar las responsabilidades que puedan derivarse de estos hechos.

En realidad, la cantidad que podría tener que devolver el Consistorio sosiense es todavía mayor y llega hasta los 600.000 euros, ya que, además de detectar cinco certificaciones de obras utilizadas dos veces para acreditar dos subvenciones distintas, la DGA también ha comprobado que una sexta certificación presentada para justificar la ayuda de la comarca es incorrecta por estar incompleta. Al igual que sucede con la aparente duplicidad, el Ejecutivo autonómico ha pedido al Ayuntamiento que subsane esa segunda posible irregularidad.

A raíz de la última denuncia

Fuentes oficiales del Departamento de Política Territorial explican que este asunto se ha descubierto a raíz de las comprobaciones que ha llevado a cabo la DGA después de que el actual alcalde de Sos, el popular Jesús Iso, presentase una denuncia ante la Fiscalía asegurando que durante años la mancomunidad Altas Cinco Villas ha facturado por encima de su coste real los trabajos que ejecutaba su cuadrilla de obras. Siempre según el regidor sosiense, esto ha permitido cobrar el cien por cien de las subvenciones destinadas a esas actuaciones y destinar la diferencia a otros usos aún no aclarados.

Según se explica en el requerimiento enviado al Ayuntamiento de Sos y a la comarca de las Cinco Villas, en 2008 el Gobierno de Aragón concedió a esta última institución una ayuda de 600.000 euros destinada a la residencia de mayores de Sos.

La comarca acreditó esa subvención entregando diversa documentación entre la que se incluye los justificantes de pago de seis certificaciones de obra aportados por el Consistorio sosiense. Sin embargo, tras remitir esos documentos al Departamento de Sanidad, un informe técnico ha puesto de manifiesto que cinco de esas certificaciones de obra, que suman 400.0000 euros, también han servido de justificación para el cobro de otra subvención de 1,1 millones de euros que el IASS concedió al Ayuntamiento de Sos también para la residencia.

Además, el requerimiento de la Dirección General de Administración Local detalla que la sexta certificación de obras, por importe de otros 408.000 euros, «está incompleta sin que conste en ella valoración de alguna de las distintas partidas salvo en el resumen por capítulos». El escrito añade que esa certificación «no puede ser admitida por incluir un capítulo 22 de “precios contradictorios” que ascienden a 417.823,51 euros sin que conste en ningún documento de la justificación aportada la aprobación de estos precios contradictorios por el órgano de contratación, ni ningún otro dato que sirva de aclaración sobre las partidas a las que afecta».

Estas posibles irregularidades han llevado a la DGA a dar 30 días al Ayuntamiento de Sos y a la comarca para que subsanen las deficiencias observadas respecto al «incumplimiento de no superar con las subvenciones o transferencias recibidas el coste total de la actuación» y a la «incorrección» de la certificación que adolece de «falta de valoración de las partidas y de justificación de los precios contradictorios incluidos en la misma».

El requerimiento confirma que, si esas deficiencias no se subsanan, se procederá a la tramitación de un expediente «que podrá finalizar con el reintegro del remanente (el dinero) en la Tesorería de la DGA».

Etiquetas