Despliega el menú
Zaragoza

Zaragoza

Once policías llevan a juicio el "agravio" por el paso a segunda actividad de dos altos cargos

Critican que el Ayuntamiento concedió de manera ?irregular? la solicitud de dos intendentes -pillados uno en posesión de drogas y otro de pornografía infantil-, y denegó las suyas presentadas ?en forma y plazo?.

La segunda actividad de la Policía, a juicio
Once policías locales llevan a la vía judicial el conflicto de la segunda actividad
J.M.M.

La concesión de la segunda actividad a dos altos cargos de la Policía Local de Zaragoza, y la negativa por parte del Ayuntamiento a otorgarla a 17 agentes de menor rango, se resolverá en los tribunales. Once de estos trabajadores han presentado sendas denuncias por la vía judicial al entender que el proceso se ha llevado a cabo de manera irregular.

El conflicto nace con el paso a segunda actividad de dos intendentes, José Antonio Esteban y Manuel Solanas, tras verse involucrados en un caso de pornografía infantil y otro de posesión de drogas, respectivamente.

Desde el sindicato CSL de Zaragoza critican que “se ha usado la segunda actividad de forma torticera” para “quitarse de en medio un problema que molestaba” a los dirigentes políticos y policiales. Además, “el procedimiento por el que se les concedió tiene errores de bulto, como haberse presentado fuera de plazo”, apuntan.

En cambio, otros 17 agentes que “sí cumplían los requisitos”, vieron cómo se les denegaba su solicitud. El caso llegó esta semana a la comisión de Régimen Interior del Ayuntamiento, donde la concejal de CHA, Leticia Crespo, pidió explicaciones al Gobierno municipal.

La concejal socialista Lola Ranera recordó que la vía de acceso general a la segunda actividad pasa por motivos de enfermedad o de edad (55 años) y que la vía excepcional, la aplicada en este caso, requiere 25 años de antigüedad en el cuerpo y que exista una vacante en ese momento. Un extremo que, dijo, se cumplía en el caso de los intendentes y no en el del resto de agentes.

Por su parte, Crespo señala que las solicitudes aprobadas se presentaron fuera de plazo -septiembre del año anterior-, mientras que el resto sí cumplió este requisito.

Por ello, once agentes han recurrido a la vía judicial de forma individual, por lo que se espera una cascada de resoluciones sobre el conflicto desde el próximo mes de enero hasta abril, mientras que el sindicato CSL ha presentado un recurso al Ayuntamiento, previo a un contenciosos administrativo que acabaría de igual forma ante el juez.

La abogada de los demandantes explica que se han llevado a cabo por medio de procedimientos independientes, y que “la mayoría de los juzgados donde han ido a parar han admitido el caso”. En estas causas se incluyen el expediente del intendente Solanas y, tras una ampliación de demanda, el de Esteban, por considerarse necesario para evidenciar un trato diferenciado.

De hecho, de fondo se trasluce un “agravio comparativo” -aseguran desde CSL-, que “ha creado un gran malestar entre la plantilla” de la Policía Local de Zaragoza. “Parece que se premia a quien actúa mal”, lamentan.

Etiquetas