Despliega el menú
Zaragoza

Centro Médico de Especialidades de San José

Traslado de un mamógrafo con ayuda de la Policía

Una veintena de personas se había concentrado en el CME Pablo Remacha para impider el traslado de la maquinaria de mamografía. La Policía ha intervenido para desalojarlos.

Los operarios se llevan la maquinaria
Los operarios se llevan la maquinaria
PP

La Policía ha desalojado este miércoles a una veintena de personas que se habían concentrado en el Centro de Especialidades Médicas Pablo Remacha, en el barrio de San José de Zaragoza, para impedir el traslado de la maquinaria de mamografía que la Consejería de Sanidad decidió reubicar en el Miguel Servet.

Tras varios intentos de mediación, la Policía ha entrado en el centro, identificando y desalojando uno a uno a los manifestantes para, posteriormente, permitir la entrada de los operarios que han continuado con el desmontaje de los aparatos, llevándose el mamógrafo por partes en dos camiones.

Conforme los desalojados iban saliendo uno a uno del centro de salud, los manifestantes concentrados en el patio les aplaudían y cantaban, coreados también por algunos de los trabajadores del hospital que, desde dentro, se unían a los gritos de protesta. A continuación, la Policía ha procedido a echarles también del patio del centro, para dejar vía libre para el traslado del mamógrafo. 

Finalmente los operarios han podido sacar la máquina y cargarla en dos camiones mientras eran insultados y abucheados por los manifestantes.

Rosa, miembro de Marea Blanca, mostraba su indignación mientras veía como subían el mamógrafo al vehículo. Entre lágrimas criticaba que "son los más débiles los que pagan la crisis que han provocado otros". 

Los colectivos vecinales, usuarios, profesionales y trabajadores del Salud habían impedido esta mañana que trasladaran la maquinaria de mamografía que pretendían llevarse los trabajadores de una empresa enviada por la Consejería de Sanidad del Gobierno de Aragón.

Según han informado fuentes de Marea Blanca, una brigada de una empresa privada encargada por la Consejería de Sanidad había llegado para desmontar y trasladar los mamógrafos del centro, pero los allí concentrados les han dicho que "no se lo iban a permitir" y han acabado marchándose.

Estos trabajadores tenían que contar con la colaboración del personal de servicios técnicos del Salud.

Posteriormente, ha hecho acto de presencia el Jefe de Seguridad del Área 3 de Zaragoza, a quien tampoco le han permitido que entrara a que se efectuara el desmontaje, según las mismas fuentes.

Marea Blanca lleva toda la semana denunciando el traslado de los servicios de este centro del barrio de San José al Miguel Servet, así como la supresión de diversas consultas en éste y otros centros de especialidades, que suponen un alejamiento de la sanidad de los barrios.

Por su parte, el Departamento de Sanidad ha asegurado que esta centralización de servicios "incrementará la eficiencia y permitirá una mejor prestación a los usuarios, al tiempo que se dará una mayor rentabilidad a los aparatos".

Las distintas mareas y asociaciones mantendrán una mesa informativa en el centro de salud para informar del "desmantelamiento de los servicios públicos" y volverán a concentrarse para evitar el traslado del ecógrafo, previsto, en principio, para la semana que viene.

Etiquetas