Despliega el menú
Zaragoza

Ayuntamiento de Zaragoza

Restauran el crucifijo que preside los plenos municipales

El crucifijo, de 73 centímetros de altura, vuelve a ocupar de nuevo un lugar preferente en el despacho oficial del Alcalde de Zaragoza en la casa Consistorial y volverá a presidir la próxima reunión de Pleno.

Anadón y Dueso con el crucifijo
El crucifijo se mantiene con el apoyo de Belloch y el PP
OLIVER DUCH

El Servicio Municipal de Patrimonio Cultural del Ayuntamiento de Zaragoza ha concluido los trabajos de restauración del crucifijo que históricamente preside la celebración de los Plenos municipales, y que ha sufrido diversos daños en su estructura el pasado 30 de enero, a consecuencia de un accidente fortuito. 

El percance ha impedido que, como tradicionalmente venía ocurriendo, la figura, catalogada como bien de interés histórico-artístico, presidiera la celebración del Pleno ordinario que tuvo lugar el día 1 de febrero.

Los trabajos de restauración han consistido en la consolidación de todas las partes de la pieza, la limpieza de los elementos de plata y el lacado de los materiales lígneos. El análisis y estudio de la figura ha revelado igualmente las vicisitudes históricas de la misma, que se han ido sucediendo hasta la actualidad, ha informado el Auyntamiento de Zaragoza en un comunicado.

Así, se cree que el Cristo original fue labrado en marfil y precedió al actual, en plata maciza, con el paño de pureza sobre dorado, que fue elaborado entre finales del siglo XVII y principios del XVIII. Se ha confirmado igualmente que la cruz es de madera de ébano, mientras que la de la peana es de nogal, con elementos ornamentales del siglo XVIII.

De este modo, el crucifijo, de 73 centímetros de altura, vuelve a ocupar de nuevo un lugar preferente en el despacho oficial del Alcalde de Zaragoza en la casa Consistorial y volverá a presidir la próxima reunión de Pleno.

Etiquetas