Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Barrios de Zaragoza

Aumentan la inseguridad y la suciedad en el entorno del parque Bruil

La agrupación de vecinos alerta de una situación que tiene a los residentes de la zona ?muy preocupados? y piden soluciones.

Insultos, orines en cada esquina y “hasta intentos de agresión” es lo que, a diario, padecen quienes residen en el entorno del Parque Bruil, según apuntan desde la agrupación vecinal de la zona. Y es que el número de personas sin hogar que “han ocupado” las calles se ha “triplicado en los últimos meses”, comenta Carmen Turégano, presidenta de la Asociación de Vecinos Parque Bruil.

“Siempre hemos convivido con el albergue municipal y nunca ha habido ningún problema. Pero de una parte hasta aquí la situación ha empeorado mucho, sobre todo por la inseguridad que crean y la suciedad que generan quienes no tienen hogar”, comenta Turégano. “Estos indigentes hacen sus necesidades en cualquier esquina, dejan las latas de bebida en plena calle y, cuando la cantidad de alcohol ingerida es alta, los insultos y las peleas se repiten. Estamos hartos y cansados de soportar lo que ya se está convirtiendo en habitual”, afirman desde el colectivo.

Una problemática que se concentra, sobre todo, en las plazas de Las Tenerías y Rebolería y la confluencia de las calles de Asalto y Monreal. “En estos puntos pueden llegar a juntarse hasta grupos de 20 personas bebiendo”, apunta la presidenta de la agrupación.

Para intentar paliar esta situación, la asociación ya ha mantenido reuniones con el consejero de Acción Social y con el director del albergue. “Intentamos encontrar soluciones a un problema que resulta más delicado de lo que parece. De momento, hemos conseguido que quitaran el depósito de gasóleo que había en Tenerías, que se había convertido, para muchos, en el lugar donde hacer sus necesidades”, cuenta Carmen Turégano.

“Una de esas soluciones, a nuestro parecer, podría ser la coordinación entre Policía y albergue, de tal manera que si una noche le piden la documentación a alguien porque ha protagonizado algún altercado, al día siguiente le puedan llamar la atención desde el albergue. Ese servicio es lo único que tienen… Quizás si ven que pueden ser sancionados de alguna manera, su comportamiento cambie… Ya no sabemos qué hacer. Cualquier fórmula válida para solventar este problema será bienvenida”, dice Turégano. “Tememos que, si esto se alarga en el tiempo, pueda ocurrir un problema grave”, apunta la presidenta de la asociación Parque Bruil, quien también quiere hacer un llamamiento sobre la “falta de limpieza”.

“Hemos notado que, además, últimamente, la suciedad se acumula con mayor rapidez y tarda más en ser retirada, lo que aún agrava más nuestros problemas. En determinadas zonas, los servicios de limpieza deberían actuar con mayor frecuencia”, concluye Carmen Turégano.

Etiquetas