Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Comercio

Unas 20 tiendas chinas de ropa abren en Zaragoza en dos años

Las claves del éxito, según Guang Yi Cheng, fundador de la cadena Gusta, son el precio, una línea moderna y los horarios.

Tienda Gusta en Gran Vía, la primera de Zaragoza
Una veintena de tiendas chinas de ropa han abierto en Zaragoza en dos años
P.F.

En tiempos difíciles para el comercio, con descenso de ventas y cierres de locales, destaca un fenómeno en Zaragoza: la apertura de tiendas de ropa dirigidas por ciudadanos chinos. En los últimos dos años, han abierto una veintena de establecimientos en Zaragoza, la mayoría en calles y avenidas importantes.

Destacan Gusta (con 7 tiendas, los primeros) y Manke (con 6). Pero en los últimos meses les han copiado otras marcas: Mito, Lango, Xima, Chyc DJ, Moda C&J, Blue GV... El modelo de negocio es similar: se trata de tiendas que en su mayoría abren todos los días, con horario amplio, con ropa a muy buen precio y dirigida sobre todo a mujeres. Tanto Gusta como Manke son empresas fundadas en Zaragoza y registradas en 2010.

“La ropa es bonita y económica, muy moderna, ponemos poco margen de beneficio y tenemos un horario amplio. Casi todas las tiendas abren los domingos”, señala las claves del éxito Guang Yi Cheng, conocido como ‘Joaquín’, el dueño de la primera tienda Gusta que abrió en Zaragoza, en Gran Vía. Hay otras seis en Sagasta (dos), Don Jaime I, Mª Agustín, María Zambrano y San José.

Cultura emprendedora

“Yo soy el primero que inició este tipo de negocio en Zaragoza, en mayo de 2009. Entonces todos los chinos tenían tiendas de frutos secos y bares. Después todos los paisanos me copiaron”, afirma este empresario chino, de 37 años, que lleva 15 en España. Primero vivió en Madrid, donde tuvo distintos empleos y montó una tienda de ‘Todo a cien’ antes de venir a Zaragoza.

“Mis familiares empezaron con el negocio de las tiendas de ropa en Madrid y decidí probar en Zaragoza. Todas las tiendas Gusta (las siete de Zaragoza, y otras en Logroño, Vitoria y Pamplona) son de mi familia. Nosotros somos muy familiares. Nos ayudamos a montar los negocios, nos prestamos dinero unos a otros”, explica.

“La comunidad china es muy emprendedora, todo el mundo quiere tener su negocio. Los chinos trabajan muchas horas y son muy competitivos. Las tiendas de ropa son una nueva línea de negocio, que requiere una inversión menor que la hostelería y no es tan sacrificado”, afirma Luis Kiu, español de padres chinos, dueño de los restaurantes Sakura (hay 7 en Zaragoza). Frente a los prejuicios es tajante: “Los chinos no tienen ningún beneficio ni subvención. Pagan impuestos igual que un español que quiere abrir un negocio”, asegura.

Las tiendas de ropa Gusta fueron las primeras que abrieron en Zaragoza, después siguieron las demás. “Abrimos hace un mes y estamos muy contentos. Cada día viene más gente. Se nota que estamos cerca del centro”, afirma Yng Ling, dependienta en la tienda Manke de Conde Aranda. El horario de venta: de lunes a domingo, de 9.00 a 21.30.

Los clientes (sobre todo, clientas) están encantados. “La relación calidad-precio está bastante bien. He comprado ropa de invierno y zapatos, y dan buen resultado. Voy a varias tiendas de chinos”, afirma Antonia Martínez, saliendo del nuevo Manke de Conde Aranda. “De vez en cuando vengo a ver qué hay. Hoy busco un bolso que combine con un vestido. Para eso no te vas a gastar mucho”, señala Rosa María Alcay, en el Gusta de Don Jaime I.

También notan la crisis

Sin embargo, los dueños de estos negocios afirman que también les afecta la crisis, y las obras. “Abrimos muchas tiendas Gusta en 2010, y en 2011 se empezó a notar la bajada de ventas. En Gran Vía estamos sufriendo mucho las obras del tranvía. Ahora que ya han terminado, la gente pasea por el centro y poco por las aceras”, se queja ‘Joaquín’.

“Llevamos abiertos un año y nos va mal. Nos afecta la crisis y las obras del tranvía. Solo trabajamos dos personas, mi mujer y yo, y abrimos todos los días”, apunta el dueño de una tienda Mito en César Augusto, sin clientes a media mañana.

Etiquetas