Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Tribunales

Juicio por abusos a un abogado que ofreció empleo a una menor

Los hechos denunciados ocurrieron a finales del mes de noviembre de 2009, tras un encuentro con la menor, que tenía entonces 15 años de edad, concertado por un joven que ejerció de intermediario entre ambos.

Un abogado de Zaragoza se enfrentará el próximo 16 de marzo en la Audiencia de la capital aragonesa a una petición fiscal de 6 años de prisión como presunto responsable de los abusos sexuales a una menor a la que ofreció ser secretaria en su bufete profesional.

Los hechos denunciados ocurrieron a finales del mes de noviembre de 2009, tras un encuentro con la menor, que tenía entonces 15 años de edad, concertado por un joven que ejerció de intermediario entre ambos.

Según relata el fiscal en su escrito provisional de acusación, el letrado, tras dos intentos fallidos, consiguió reunirse con la menor en su domicilio y le hizo firmar un documento en el que constaba que "se hallaba allí libremente y que le gustaba estar con hombres mayores".

Para lograr la firma del documento, el procesado explicó a la joven que debía realizar dicho trámite ya que no podía ofrecerle un contrato laboral al ser menor de edad.Discurso en un tono "lascivo"

La acusación pública asegura que el letrado tornó posteriormente su discurso a un tono "lascivo" y comenzó a acariciar las manos y brazos de la menor.

Esta situación, añade el escrito, se vio agravada por la convicción de la menor de que la puerta de la vivienda estaba cerrada y de que un intento de fuga podría comportar una actitud "violenta" en el acusado.

El acusado, siempre según el fiscal, le indicó minutos después a la menor que se dirigiera al dormitorio de su hijo, se quitase la camiseta y se tumbase en la cama, donde le obligó a practicarle sexo oral.

Posteriormente, entregó a la joven 20 euros y le advirtió que debía entregar 5 de ellos al joven que había ejercido de intermediario, despidiéndola como si fuera una cliente de su despacho a fin de no despertar sospechas en el vecindario.229 archivos de contenido sexual

Denunciados los hechos, en un registro llevado a cabo en el domicilio del procesado, la policía localizó en su ordenador personal 229 archivos de contenido sexual.

A juicio de la fiscalía, el acusado, que estuvo en prisión provisional trece días por estos hechos, se prevalió de su situación profesional y de su amistad con el joven que actuó de intermediario para ganarse la confianza de la menor.

Añade la acusación que en los dos años anteriores a los hechos denunciados el procesado había tratado de contactar con jóvenes menores de edad sirviéndose de terceras personas de edad similar a la de sus presuntas víctimas.

"A tal efecto -resalta el escrito-, ofrecía, previos contactos en los que les entregaba exiguas cantidades de dinero más el abono de pequeños caprichos (consumiciones en bares o tabaco), la posibilidad de ser empleadas por el mismo".

El fiscal tipifica los hechos como un presunto delito de abusos sexuales y solicita para el acusado una condena de 6 años de prisión, prohibición de acercarse a la menor durante 10 años y el pago de una indemnización a la supuesta víctima de 12.000 euros por los daños morales causados.

Etiquetas