Despliega el menú
Zaragoza

SUCESO

El detenido por el tiroteo en el Actur tenía una escopeta recortada y una catana en casa

La Policía encontró en el domicilio del sospechoso una escopeta recortada, un arma corta detonadora, una catana de 80 centímetros de hoja, dos cuchillos de monte y una navaja estilete.

El supuesto autor de los disparos en el bar "El Rincón", del barrio zaragozano del Actur, detenido este martes en Tudela (Navarra), escondía varias armas en su casa, que fueron halladas por funcionarios policiales durante un registro del domicilio.

Los agentes registraron el domicilio del sospechoso y hallaron dentro de una mochila, en el interior de la secadora de la cocina, una escopeta recortada alimentada con dos cartuchos, uno de ellos percutido.

También se encontró diversa munición para esa misma arma, y una caja metálica conteniendo un arma corta detonadora pero adaptada para el uso, alimentada con tres cartuchos de 9 milímetros.

Además, en el salón del inmueble se encontró una catana de 80 centímetros de hoja y 10 de ancho, dos cuchillos de monte y una navaja estilete.

El detenido será interrogado este miércoles en Zaragoza y el jueves pasará a disposición judicial, ha informado la Jefatura Superior de Policía.

El presunto autor del tiroteo "se encuentra ingresado en los calabozos de la Jefatura Superior de Policía, donde se le tomará declaración, y pasará a disposición judicial el jueves cuando se haya concluido el atestado policial", precisa un comunicado policial.

La detención de A.G.A., varón, de 28 años de edad, se produjo a última hora de la tarde del miércoles en la localidad navarra, a donde el supuesto autor de los disparos había "huido precipitadamente", según una nota de la Policía.

El incidente en el bar "El Rincón", ubicado en la calle Alejandro Casona de la capital aragonesa, se produjo pasadas las 20.00 del pasado día 12 tras un enfrentamiento entre el supuesto agresor y un joven matrimonio por causas desconocidas.

Al parecer, durante el transcurso de la discusión, el sospechoso arrojó un vaso a la cara de la mujer, que sufrió heridas de carácter leve, y salió del establecimiento con rapidez.

Posteriormente regresó con un arma, previsiblemente con la escopeta incautada ayer por la Policía, y disparó a su víctima en la pierna izquierda, causándole lesiones graves.

Tanto el sospechoso como el matrimonio eran clientes habituales del bar.

Etiquetas