Despliega el menú
Zaragoza

Protestas por todo el mundo

Una zaragozana está al frente de 'Occupy Sydney', el grupo de indignados australianos

Elena Ortega es una de las caras reconocidas del movimiento de "indignados" de ese país. En octubre pronunció un discurso en público, centrado en las reivindicaciones de los "indignados" en España, que acabó por movilizar a un sector del activismo australiano.

La activista española Elena Ortega es una de las caras reconocidas del movimiento de "indignados" australianos 'Occupy Sydney' desde que infundió a sus protestas la esencia del 15-M.

Nacida en Zaragoza hace 37 años y tras residir durante una década en Australia y varios países de Europa, Elena estuvo en España el pasado verano, viviendo las "acampadas" de los "indignados" que comenzaron el pasado 15 de mayo en Madrid.

Fue entonces cuando Ortega contactó con 'Democracia real ya' para conocer "cuestiones prácticas del movimiento", según relata .

A su regreso a Australia, organizó en Sídney un acto de solidaridad con los "indignados" españoles con motivo de las protestas pacíficas del pasado 15 de octubre para pedir una "democracia real" y un "cambio global" .

Pero esta convocatoria, explica, no tuvo éxito debido a que "la comunidad española joven es transitoria, son estudiantes que vienen por intercambio o a trabajar por un período temporal".

Así que la activista decidió unirse al movimiento "Occupy Sydney" (Ocupa Sídney), cuyas reivindicaciones eran muy similares.

Tras unas primeras reuniones en un bar de la ciudad australiana que atrajeron a una veintena de personas, el movimiento Occupy Sydney, inspirado en la ocupación de Wall Street, comenzó a crecer y a fortalecerse con la incorporación de más gente, relató esta profesora zaragozana.

Además de en Sídney, el movimiento se ha extendido a otras urbes como las de Melbourne, Brisbane y Perth, donde el pasado fin de semana se celebró la cumbre de líderes de la Mancomunidad de Naciones (Commonwealth).

Elena explica que Occupy Sydney "no tiene portavoces" porque quiere mantener un sistema democrático en el que "se insiste en las rotaciones y en el traspaso de las destrezas", lo cual, precisa, hace imposible hablar de organizadores o líderes.

Admite que estuvo entre esas veinte personas que decidieron lanzar Occupy Sydney, aunque subraya que no es más que otra entre las tantas que se han unido al movimiento.La ocupación de Wall Street, su inspiración

Elena pronunció un discurso en público una semana después del 15 de octubre, centrado en las reivindicaciones de los "indignados" en España y del que se hizo eco el diario "Green Left", dirigido a un sector del activismo australiano.

"La gente no sabía nada de los indignados españoles", asegura, al precisar que para ella "lo más importante era informar" sobre las demandas de los "indignados" españoles, sobre las "acampadas".

"Es muy curioso porque en España se piensa que el Occupy Sydney fue formado por un grupo de españoles en el que estaba yo (...) y no es así, porque el Occupy Australia está inspirado en Wall Street", aclara.

Elena, quien ha tenido que abandonar sus estudios de lingüística para dedicarse al movimiento, indica que Occupy Sydney también tiene un componente latinoamericano.

Otros activistas, asegura, ya han explicado las demandas de los estudiantes en Chile y que "la gente lo encontró muy interesante".

Incluso un puñado de personas de origen iberoamericano participaron durante varios días en la ocupación de la calle Martin Place, una de las más emblemáticas de la zona central de Sídney.

Los seguidores del "Occupy Sydney" fueron desalojados de Martin Place, pero, según Elena, el movimiento planea continuar con sus acciones y mejorar la coordinación a nivel nacional y mundial.

Etiquetas