Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

PATRIMONIO

Un museo muy caro con las puertas cerradas

La asociación de vecinos del Arrabal denuncia que el centro de intepretación del Balcón de San Lázaro (la obra en todo el entorno costó más de 10 millones de euros) lleva cerrado desde mayo de 2010 y pide su apertura, al menos, durante las Fiestas del Pilar.

Centro de intepretación del Balcón de San Lázaro, cerrado y sin información
Un museo muy caro con las puertas cerradas
P. F.

La asociación de vecinos del Arrabal ha criticado que el centro de intepretación del Balcón de San Lázaro  lleva cerrado desde mayo de 2010 y pide su apertura, al menos, durante las Fiestas del Pilar. La obra en todo el entorno costó más de 10 millones de euros en su día.

Si uno llega de fuera y se asoma al mirador del Balcón de San Lázaro, junto al puente de Piedra, no puede saber que ahí debajo hay un museo con restos arqueológicos del convento de San Lázaro (siglo XIII y XVI). Pues ahí está el centro de interpretación de las ruinas, inaugurado el 21 de noviembre de 2009 y cerrado desde hace año y medio. Ni siquiera hay un cartel en la puerta.

El pequeño museo solo ha abierto al público una veintena de días desde su inauguración: seis fines de semana de noviembre y diciembre de 2009, las festividades de San Valero y Reyes de 2010 y una semana para las fiestas del Arrabal de mayo de 2010, a petición de la asociación de vecinos.

Las obras en el entorno del Balcón de San Lázaro se prolongaron y encarecieron por el hallazgo de estas ruinas. El Ayuntamiento se vio obligado a cambiar el proyecto inicial, que contemplaba el soterramiento del tráfico. Finalmente, la remodelación de la zona y la construcción del centro de interpretación costaron tres años de obras y más de 10 millones de euros.

La asociación de vecinos del Arrabal ha solicitado en la junta de distrito que se abra el museo para visitas al público durante las fiestas del Pilar. “Sería un buen momento, aprovechando que la Margen Izquierda va a tener un protagonismo especial en estas fiestas”, afirma el presidente de la asociación, Rafael Tejedor.

Los vecinos también piden que se acondicione el centro y se abra al público de manera permanente, tal vez mediante una gestión privada. “Sabemos que es un momento económico difícil, pero es una pena tener el museo cerrado y totalmente desaprovechado. Se podría buscar alguna solución. Haría falta mejorar el cerramiento, porque ahora las paredes son de tablas, que dejan pasar la suciedad. Además, dentro hace mucho frío o mucho calor, porque no está aislado”, comenta Rafael Tejedor.

El Ayuntamiento ha planteado alguna vez a los vecinos la posibilidad de que el centro fuera gestionado por alguna entidad privada. E incluso se contempló la posibilidad de instalar un quiosco con terraza en la ribera o en el mirador.

Etiquetas