Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

INFRAESTRUCTURAS

Primer paso para prolongar Tenor Fleta

El Ayuntamiento de Zaragoza ha aprobado hoy, con carácter inicial, el proyecto de urbanización para la prolongación de la avenida de Tenor Fleta de la capital aragonesa, con un presupuesto de catorce millones de euros y un plazo de ejecución de 18 meses.

El vicealcalde de Zaragoza, Fernando Gimeno, ha reiterado en rueda de prensa la intención del Gobierno de adjudicar el proyecto antes de las elecciones, dado que condiciona el resto de planes de el desarrollo de la Orla Este, la construcción del nuevo campo de fútbol y la unión rápida de la ciudad con el Tercer Cinturón.

A este respecto, Gimeno ha asegurado que el Ayuntamiento cuenta con dotación suficiente para poder empezar las obras, gracias a la existencia de un plurianual.

Ha insistido, además, en la importancia de la ejecución de estas obras dado que el suelo sin urbanizar «no vale nada» y a los promotores les interesa que esté urbanizado.

Este proyecto, cuyas obras comenzarán a la altura de las calles Rosellón y José Galiay, resolverá los problemas históricos de comunicación que la infraestructura ferroviaria ha creado siempre en San José y dotará a un amplio sector del centro de la ciudad de una entrada directa al tercer cinturón.

El nuevo vial servirá para dar cobertura a las necesidades de los nuevos desarrollos proyectados en la zona, integrará las fachadas de los colegios radicados en el sector (instituto Pablo Serrano y colegio de Santa Engracia), y del parque de La Granja, además de dotar de nuevos accesos a la estación de cercanías de Miraflores.

El proyecto de prolongación de Tenor Fleta, redactado por el equipo de Olano y Mendo Arquitectos y Eurotec, que ha supervisado y dirigido el servicio de Ingeniería de Desarrollo Urbano de Urbanismo, responde al propósito del equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Zaragoza de cerrar la ciudad por el este.

Una calle nueva de 900 metros

Supone la construcción de un vial de 900 metros que se conecta con el Tercer Cinturón mediante una rotonda ovalada, concebida como una superficie apta para los peatones más que como un simple nudo de comunicaciones.

El ámbito del proyecto está constituido por los suelos públicos situados en la prolongación de la avenida Tenor Fleta, y las áreas que hay a ambos lados del mismo hasta llegar y conectar con el Tercer Cinturón.

También se consideran integrados en este ámbito la conexión con la futura urbanización en la que se radicara el nuevo estadio de fútbol de San José y el propio parque de La Granja, en el que se actúa en una superficie de 19.178 m2, articulando una mejor comunicación con la nueva calle y una integración paisajística adecuada.

En el futuro, una nueva fase deberá abordar las necesidades que planteen las expansiones previstas en el planeamiento.

El nuevo eje viario aprovecha el cajón que cubre las vías entre el actual final de la avenida Tenor Fleta y el tercer cinturón, que ejecutó ZAV en virtud de un convenio suscrito en 2002 entre el Ministerio de Fomento, Gobierno de Aragón, Ayuntamiento de Zaragoza, Renfe y GIF.

Sobre esta estructura debe desarrollarse la prolongación de la avenida, manteniendo la sección viaria existente.

Al sur de este nuevo vial se generarán amplias aceras, dotadas de arbolado (523 unidades que se plantarán a lo largo del vial), que resaltan el carácter urbano de la nueva calle, proyectándose, además, la creación de un carril bici.

El proyecto del vial incluye todas las redes de servicios necesarios para el correcto funcionamiento del ámbito y las infraestructuras de conexión con los viarios adyacentes.

El encuentro con el cinturón conformará una amplia plaza, un espacio urbano que culmina la avenida, y que tendrá además la misión de enlazar con el nuevo campo de fútbol y promover la movilidad peatonal, tanto la vinculada con el nuevo equipamiento como a los nuevos sectores residenciales del entorno.

Etiquetas