Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

UNIVERSIDAD

Nuevos espacios de estudio en el Museo del Fuego

El nuevo espacio cuenta con 72 plazas y a él podrán acceder tanto universitarios como ciudadanos que cuenten con el carnet de socio de bibliotecas municipales. Además está proyectada otra sala en el mismo edificio.

Nueva sala de estudio del Museo del Fuego.
Nueva sala de estudio en el Museo del Fuego
OLIVER DUCH

El Ayuntamiento de Zaragoza y la Universidad han firmado un convenio para la puesta en marcha de una nueva sala de estudio, con capacidad para 72 plazas, en el edificio del Museo del Fuego, que estará abierta a universitarios y público en general que cuente con la tarjeta de socio de las bibliotecas municipales.

El consejero de Cultura y Grandes Proyectos del Consistorio de la capital aragonesa, Jerónimo Blasco, y la vicerrectora de Relaciones Institucionales de la institución académica, Pilar Zaragoza, han firmado este acuerdo que incluye además la apertura en las próximas semanas de otra sala de estudio para otras 48 plazas, cinco aulas y despachos para tutorías en este mismo edificio levantado sobre el antiguo convento de Mínimos de la Victoria.

Este proyecto es el primer paso para que el barrio de San Pablo se vincule a la Universidad de Zaragoza, dentro del proceso de convertir el Casco Histórico en un distrito universitario y contribuir al relanzamiento de esta zona de la ciudad.

Se pone en marcha una sala de estudio de 200 metros cuadrados, con 72 plazas y conexiones a internet y el salón de actos, con capacidad para 76 personas sentadas y dotado de equipo de imagen y sonido, en lo que se han invertido 24.000 euros, que se suman a los 17.000 de la segunda sala.

La tercera fase consistirá en la apertura del museo del Fuego, según Blasco antes de que concluya la actual Corporación, que ocupará toda la planta baja (1.700 metros cuadrados) más el patio central (700 metros cuadrados).

La vicerectora ha destacado la importancia de las salas de estudio, de las que todavía hay déficit en la ciudad, y ha anunciado la puesta en marcha de distintas acciones para acondicionar salas polivalentes para educación no reglada orientadas a la internacionalización.

Pilar Zaragoza también ha subrayado la necesidad de ofertar más plazas de alojamiento y de reformar los colegios mayores.

En este sentido, Blasco ha adelantado los estudios que está haciendo Zaragoza Vivienda para destinar uno de los dos edificios de Pontoneros junto al Hospital Provincial, el más próximo a la sede del Gobierno de Aragón, a residencia de estudiantes.

El segundo edificio está ocupado al 50% por instalaciones municipales y quedan dos salas libres que se cederán también a la Universidad.

"Lo importante es que esta dinámica funcione", ha señalado Blasco, quien ha destacado que la importancia es que la integración entre la ciudad y la Universidad ocurra en el Casco Histórico.

Etiquetas