Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

ESCENA

La fiesta no sabe de edades

'El Pilar con nuestros mayores' ha llenado la sala Multiusos todas las tardes.

La entrada es gratuita y muchas tardes se han quedado cortas las 1.300 localidades de la sala.
La fiesta no sabe de edades
ESTHER CASAS

Ni Valdespartera, ni el escenario de la plaza del Pilar. Ni siquiera el recinto de Interpeñas han conseguido colgar el cartel de 'No hay entradas' en todos los espectáculos programados para estas fiestas. No es el caso de la sala Multiusos del Auditorio, que desde el pasado martes se ha convertido en uno de los escenarios más demandados gracias a las multidisciplinares funciones de 'El Pilar con nuestros mayores'. Durante cinco días, los más veteranos de las fiestas han podido disfrutar de música, magia, humor e incluso ballet de forma gratuita.

Algún día, las 1.300 localidades con las que cuenta esta sala incluso se han quedado cortas ante la avalancha de espectadores que todas las tardes esperaban el comienzo del espectáculo alrededor de este edificio. El pasado jueves, dos enormes filas -una para los que tenían invitación y otra para aquellos que iban a probar suerte- serpenteaban por los aledaños del Auditorio, en el que a las 17.00 iban a actuar Javi el Mago, el Mago Félix y Helena Bianco y Los Mismos.

"Disfrutamos de las fiestas tanto como los jóvenes", aseguraba María Luisa Verde, que no había conseguido entradas para la función. "Primero pasan los que tienen invitación y, si quedan asientos libres, entramos todos los demás", explicaba esta zaragozana, asombrada del éxito de esta iniciativa, gracias a la cual los mayores pueden disfrutar de un espectáculo diario de forma gratuita.

"Hace unos años me preguntaba cómo podía venir tanta gente. Y mira, ahora estoy haciendo fila como una más", reconocía Verde, que esperaba su turno junto a Josefa Ariella. "Ya hemos venido varios días y la verdad es que está bien que organicen actos para los mayores", añadía su compañera, que demostró conocerse al dedillo el programa: "Hoy tenemos a Javi el Mago, que es zaragozano, de la mismísima calle de los Predicadores. El otro día ya actuó en las murallas...".

Menos tuvieron que esperar aquellas que consiguieron hacerse con una de las preciadas invitaciones. "Nos las han regalado en un centro de mayores, así que ni siquiera sabemos qué vamos a ver", explicaba María Pilar Romance, que acudió al espectáculo con su hermana. "Creo que es algo de magia", le explicaba una señora más informada.

Y entre tanto tumulto, normal que alguna señora perdiera los nervios e incluso llegara a amenazar al personal con un motín contra las arcas públicas. "Esto no puede ser. Deberían dar entradas para todos, que, como dice Hacienda, todos somos iguales. A ver si ahora voy a negarme a pagar impuestos", advertía a sus compañeros de fila. Pero al final consiguió entrar, y con los primeros trucos de Javi el Mago se le empezó a pasar el berrinche. Cuando salió el Mago Félix, ya ni se acordaba del tema de las entradas y en el momento en que sonaron los primeros acordes de los temas de Helena Bianco y Los Mismos estaba deseando volver a la siguiente función.

Etiquetas