Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

FESTEJOS TAURINOS

El joven de 19 años embestido por una vaquilla continúa muy grave

Ronni Marcelo Molina sufrió un traumatismo craneoencefálico. El último parte médico de las 19.00 informa de que continúa ingresado en la UCI en estado muy grave.

El joven de 19 años embestido por una vaquilla continúa muy grave
El joven de 19 años embestido por una vaquilla continúa muy grave
REVISTA BOUS NORTE

Ronni Marcelo Molina Flores, el joven de 19 años que ayer sufrió la embestida de una vaquilla en la plaza de toros de Zaragoza se encuentra en "estado muy grave y con un pronóstico vital muy malo" después de la operación a la que fue sometido poco después del incidente, según fuentes del Hospital Miguel Servet. El herido, de origen ecuatoriano y residente en Zaragoza desde hace nueve años, continúa ingresado en la UCI de Traumatología de este centro, donde ayer acudió gran parte de su familia. Su estado no ha variado en las últimas horas y continúa en "muy grave".

La consejera aragonesa de Salud y Consumo, Luisa María Noeno, ha informado de que el joven, "está siendo tratado, está evolucionando" y ha agregado que esperan que se recupere con normalidad. Asimismo, Noeno ha lamentado que en un espacio lúdico y de disfrutar haya accidentes tan graves, aunque ha dicho que son más numerosos los leves.

Varios primos con los que Ronni Marcelo acudió a la plaza aseguran que era "la primera vez que iba a las vaquillas. Antes de que fueran, les advertí de lo peligrosas que pueden ser y les dije que no saltaran al ruedo", aseguró ayer el tío del herido, José Hidalgo. Al parecer, los jóvenes -entre los que se encontraban la hermana pequeña del herido y su primo, el hijo de Hidalgo- no hicieron caso de sus advertencias y no se quedaron entre un público que enmudeció al observar la cogida.

Molina sufrió un traumatismo craneoencefálico y quedó inconsciente en el albero después de ser embestido por un astado, que le golpeó y lo lanzó al aire. En cuanto el resto de corredores consiguieron separar al animal, lo trasladaron fuera del ruedo, donde fue atendido por la Cruz Roja y trasladado al Miguel Servet en una ambulancia de soporte vital avanzado (SVA).

Tras varias horas de operación, el joven volvió a ser ingresado en la UCI de traumatología de este hospital con pronóstico muy grave. "Ahora solo queda esperar. Nos han dicho que los próximos cuatro días serán decisivos para ver si consigue salvar la vida, pero también es posible que muera de un infarto o que se quede en estado vegetal", explicó Hidalgo, desolado tras conocer las expectativas. "Pero debemos ser positivos, es un chico joven y fuerte que luchará por salir adelante", añadió.

Sus familiares vieron la cogida

Sin embargo, estos argumentos no consiguieron calmar a sus primos y a su hermana, destrozados después de ver el accidente en directo. "El mayor de todos ellos no levanta cabeza. Dice que debería haber estado al cuidado de los jóvenes y se siente responsable de lo sucedido", reconoció el familiar, quien aseguró que su sobrino no venía de fiesta. "Ni siquiera habían salido. Cuando yo me iba a trabajar, muy temprano, mi hijo se estaba despertando para ir a buscar a Ronni Marcelo y al resto de sus primos e ir a la plaza", añadió el tío de la víctima.

"Todavía no sé muy bien ni cómo ha pasado -explicó Hidalgo tras la operación- ya que están todos tan hundidos que no quieren ni recordarlo". Según su tío, Ronni Marcelo es un joven tranquilo y estudioso -ha acabado el Bachillerato y ahora ha comenzado un Grado Superior- que nunca ha tenido ningún problema. "Solo se estaba divirtiendo, aunque parece ser que de forma equivocada", comentó este familiar.

"Está en la flor de la vida, apenas ha comenzado a hacer ruido en este mundo", se lamentaba José Hidalgo, que había visto por última vez a su sobrino la tarde anterior al accidente. "Sería injusto que, después de haber tenido que dejar nuestro país, perdamos ahora a nuestro segundo ser querido en España, ya que hace unos años ya murió su abuelo", concluyó el tío de Ronni Marcelo.

Etiquetas