Zaragoza
Suscríbete

MOVILIDAD URBANA

Un scalextric con pequeñas trampas

Algunos itinerarios ciclistas se topan con marquesinas y vallas, cuando no acaban bruscamente contra una pared. Los usuarios, tras realizar un chequeo de los carriles bici, piden mejoras de seguridad.

Una curiosa rotonda en el Paseo Longares.
Un scalextric con pequeñas trampas

Carriles bici que se topan con una verja, otros que han de sortear marquesinas o vías que acaban, por sopresa, contra una pared. "Solo falta la silueta en tiza de un ciclista", comentan los usuarios echando mano del humor negro. Los tres casos citados son reales: en la prolongación de Gómez Laguna, en la avenida de Goya o en el carril que discurre entre Utebo y Monzalbarba.

Precisamente ayer Chobentú Aragonesista (Juventudes de CHA) presentó un 'Decálogo de riesgos', tras haber analizado durante el mes de julio la totalidad de los carriles bici de Zaragoza. Álex Ibáñez, su secretario de actos y campañas, explicaba que se han detectado una serie de "puntos negros" que ponen en riesgo a los ciclistas. "Hay muchas zonas, sobre todo giros, en los que existen carriles ocultos por coches, que dificultan la visibilidad", comenta Ibáñez, que cita también los hundimientos del pavimento, la ausencia de rebajes de los bordillos y la falta de señalización vertical como otros peligros que acechan a los amantes de los pedales. Desde el mismo Centro de Gestión de Tráfico se ha criticado el diseño de algunos tramos del carril, aunque desde el Consistorio dicen que todos han sido consensuados. Polémicas son, sin ir más lejos, algunas maniobras para estacionar 'en línea' con un carril bici pegado en la calzada. Por más protección de rodado que haya su invasión es casi inevitable. También ha sido objeto de crítica (cuando no de mofa) el punto en el que el carril se sube a la acera en el cruce de Gran Vía con Goya. Y no hay advertencia horizontal ni vertical que valga para evitar que usuarios de bus y ciclistas discutan acaloradamente, donde -como en Miguel Servet- el carril queda entre la marquesina y la calzada. Los usuarios confían en que el Consistorio tome nota de estas 'imperfecciones' y que no se reediten en futuros proyectos como los de dotar de carril bici a todo Arcosur o a Parque Venecia.

Y mientras los ciclistas exigen una mayor sensibilidad a las administraciones, sobre todo, en lo referente a su seguridad, los conductores se quejan de cómo han visto reducido su espacio y, sin embargo, no se ha rebajado de igual manera el impuesto de circulación...

Etiquetas