Zaragoza
Suscríbete

MOTOCICLISMO

Sástago tendrá un circuito de motocross de 1,4 hectáreas

El IAGA decidió no someter el proyecto al procedimiento de evaluación de impacto ambiental.

El Ayuntamiento de Sástago promueve el proyecto de construcción de un circuito de motocross en Sástago. El Boletín Oficial de Aragón publicó ayer que el Instituto Aragonés de Gestión Ambiental decidió el pasado 15 de julio que este circuito no será sometido al procedimiento de evaluación de impacto ambiental.

El proyecto consiste en la construcción de un circuito de motocross de 14.740 metros cuadrados mediante la adecuación del relieve en montículos de tierra de menos de tres metros de altura. Además, se creará un camino perimetral al circuito de unos 100 metros de longitud al que se accede desde la carretera CV-680. Asimismo, se contempla la construcción de un sistema de riego mediante una toma de agua del Ebro con una bomba de 144 m3/hora y una potencia de 21,8 kw.

El uso del circuito se limitará a una carrera anual y un entrenamiento mensual, exceptuando el periodo entre abril y julio, ambos inclusive, en el que no se utilizarán las instalaciones.

Varias entidades medioambientales decidieron que no era necesaria una mayor evaluación. La Confederación Hidrográfica del Ebro indicó que las afecciones del proyecto al sistema hídrico se consideran compatibles. A su vez, la Viceconsejería de Turismo anunció que la actuación prevista no afecta a ningún establecimiento o actividad competencia de ese organismo.

Concretamente, no se someterá al procedimiento de evaluación de impacto ambiental este proyecto por su reducida dimensión, así como por el carácter puntual de los impactos. Además, también será mínima la utilización de recursos naturales.

No obstante, sí que se han establecido varias medidas correctoras. Con el objetivo de minimizar los posibles impactos, se retranqueará la instalación del circuito hacia el sur, de manera que se instale una banda de vegetación entre el circuito y el río que amortigüe los posible impactos.

Con anterioridad a las pruebas y entrenamientos se efectuarán riegos periódicos con el fin de minimizar la emisión de polvo a la atmósfera. Asimismo, el uso del circuito estará sujeto a la correspondiente autorización de concesión de aguas del organismo de cuenca competente para la realización de riegos.

También se especificó que no podrán celebrarse competiciones deportivas de vehículos motorizados de abril a julio ambos inclusive. Otra medida consiste en que todos los materiales sobrantes de la construcción y los residuos que se puedan generar durante la realización de pruebas, serán retirados del campo y gestionados adecuadamente según su clasificación.

Por último, si durante el transcurso de las obras se localizara algún resto arqueológico o paleontológico de interés se comunicará a la Dirección General de Patrimonio Cultural.

Etiquetas