Zaragoza
Suscríbete

POLÉMICA FACTURA DE 26.000 EUROS

Jerónimo Blasco dice que su viaje a Dubái era "imprescindible"

El consejero de Cultura y Grandes Proyectos señala que "forma parte de la normalidad" que el Ayuntamiento pague su desplazamiento cuando formaba parte del consorcio Expo.

Después de que el jueves no quisiera hacer declaraciones, Jerónimo Blasco dio ayer su versión sobre la factura de 26.000 euros que el Ayuntamiento tendrá que abonar a la Cámara de Comercio por su viaje y el de dos técnicos del consorcio Expo a Dubái. Blasco y sus dos acompañantes eran entonces miembros del consorcio Expo 2008, y el Consistorio zaragozano tendrá que asumir ahora el gasto de su desplazamiento, casi dos años después de que la Cámara de Comercio adelantara los costes -como el del resto de la delegación, que estuvo formada por 30 personas-.

En una carta abierta remitida a HERALDO, Jerónimo Blasco dice que la factura que abonará el Ayuntamiento "es en realidad el simple pago del viaje y estancia de los tres técnicos que estuvimos en Dubái". "Viaje en el que nuestra presencia era indispensable al ser quienes habíamos elaborado -por cierto, de forma gratuita- la documentación de la candidatura", añade Blasco.

"Nuestra presencia y trabajo -prosigue el consejero municipal de Cultura y Grandes Proyectos- fue requerida por el Ayuntamiento para hacer las tareas preparatorias de la candidatura de Zaragoza a Expo Paisajes 2014 en la fase inicial en que se encontraba, al mismo tiempo que se nos pidió que formáramos parte de la delegación a Dubái para llevar a cabo las tareas anteriormente descritas".

Más adelante, Blasco hace referencia a que la Cámara adelantó el dinero del viaje de toda la delegación. "Nuestros gastos de viaje no fueron nunca cuestionados por las instituciones participantes", dice Blasco. Sobre el hecho de que la Cámara lleve dos años esperando que alguien le pague la factura del consejero municipal y de los dos técnicos, el entonces director del consorcio Expo 2008 señala que la idea era "cargárselos al consorcio que se iba a crear para desarrollar este evento", pero que "las divisiones políticas hicieron que la creación de esta entidad se fuera posponiendo y que el personal de la Cámara dirigiera el cobro erróneamente a otras entidades como Expoagua o el Consorcio 2008". Blasco no aclara quién fue quien instó a la Cámara a que mandara las facturas a estos dos entes.

Ante la ausencia de consorcio, Blasco defiende que "forma parte de la normalidad que el Ayuntamiento de Zaragoza asuma este pago ya que fue la entidad organizadora del viaje".

Etiquetas