Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

COMUNIDAD DE CALATAYUD

Localizados nuevos fósiles de dinosaurio en el término de Berdejo

La Fundación Dinópolis de Teruel ha realizado prospecciones en la zona para conocer el ecosistema en el que vivió el ejemplar al que pertenecieron los huesos hallados en 2009.

Paleontólogos de la Fundación Dinópolis han encontrado nuevos fósiles de dinosaurio en el término municipal de Berdejo, situado en la comarca Comunidad de Calatayud, en la zona en la que el pasado verano se encontraban restos de una especie que vivió hace 120 millones de años, en el Cretácico Inferior.

La dirección general de Patrimonio del Gobierno de Aragón autorizó y concedió entonces una subvención de 3.000 euros para llevar a cabo la realización de prospecciones con las que determinar así el potencial de este yacimiento.

Las labores de investigación sobre el terreno se iniciaron en mayo, han dado sus frutos y continuarán en las próximas semanas. Se han hecho visitas de campo para obtener información sobre la geología y las distintas capas que se observan en el terreno del término municipal. En este recorrido se han encontrado nuevos restos rodados, "que no están en el estrato sino en los bancales, y que nos indican que es una zona propicia para nuevas excavaciones en el futuro", señala Rafael Royo, paleontólogo de Dinópolis.

Estos hallazgos servirán para complementar la información que están ofreciendo a los estudiosos las vértebras y parte de costillas que se extrajeron en agosto y que se ha determinado que pertenecieron a un dinosario de la familia de los iguanodóntidos. Era adulto, de unos seis metros de longitud, herbívoro y bípedo, que tendría tres grandes dedos en los pies y dejaría una huella tridáctila similar a la de las aves.

El dinosaurio de Berdejo, como lo ha bautizado el personal de Dinópolis, todavía tiene que presentase ante la comunidad científica para comprobar si es un ejemplar único o un animal ya conocido.

Los trabajos realizados hasta ahora han permitido recomponer cómo era el ecosistema del territorio en el momento en el que vivió este ejemplar. "Parece ser que era una zona lacustre (de un lago) y en los límites de ese lago era donde podían llegar a fosilizarse los dinosaurios", explica Royo.

Junto a la excavación que se hizo el verano pasado se han encontrado más esquirlas de hueso, pero insiste el paleontólogo en que cualquier elemento fósil que localizan tiene valor científico por los datos que aporta.

Descubrimiento

Los restos que se extrajeron en 2009 se localizaron en un pequeño cerro conocido en Berdejo como Magdaleno. Se trata de un área de propiedad municipal, y se había mantenido sin cultivar lo que permitió su conservación. El descubrimiento se produjo gracias a una vecina de Torrelapaja que en primavera iba a andar por la zona y a la que le llamaron la atención unas piedras que parecían tener forma de vértebras.

Comentó esta circunstancia al Ayuntamiento que se puso en contacto con la Fundación Dinópolis. Al comprobar el interés de los fósiles se solicitaron a la DGA los permisos para recogerlos y trasladarlos (después de un minucioso proceso) a los laboratorios.

Etiquetas