Despliega el menú
Zaragoza

LOS MONEGROS

Un juez archiva la denuncia contra el alcalde de Farlete por prevaricación

Además, impone a la parte demandante -concejales del PP y del PSOE- pagar las costas derivadas del proceso.

El juzgado de instrucción número 11 de Zaragoza ha rechazado admitir a trámite la causa por supuesta prevaricación contra el alcalde de Farlete, Héctor Azara (PAR). Así se pone de manifiesto en un auto fechado a siete de julio de este mes, después de que los concejales del PP y del PSOE -la parte demandante- recurrieran un auto del 27 de abril en el que ya se acordaba el archivo provisional de la causa. El juez también ha impuesto a los recurrentes las costas derivadas de este proceso.

Azara fue denunciado en septiembre de 2009 por un supuesto delito de prevaricación por los concejales de la oposición (PSOE y PP). Estos le acusaban de modificar los criterios de adjudicación de los montes comunales del municipio de forma "arbitraria e interesada".

Sin embargo, tras los autos previos, el juez determinó el sobreseimiento provisional de este caso. Una medida que la parte demandante decidió recurrir. Dos meses después, la causa ha vuelto a ser rechazada al no encontrar "debidamente justificada la perpetración del delito" que motivó la formulación de la denuncia.

En el auto se establece que el delito de prevaricación -tipificado en el artículo 404 del Código Penal- requiere en primer lugar que la acción en cuestión sea "contraria a derechos" y además, que esa ilegalidad sea "evidente, patente y flagrante". Sin embargo, en este caso el juez asegura que "no existen indicios de actuación arbitraria, ni injusta por parte del imputado". Algo que ya se puso de manifiesto en el auto anterior.

Por este motivo se impone a la parte recurrente a hacerse cargo de las costas derivadas del proceso ya que el juzgado considera su "persistencia" para continuar con el proceso penal.

Héctor Azara manifestó su satisfacción por esta resolución. Aseguró que modificó los criterios de reparto de los montes comunales para hacer este más justo y basarlo en documentación oficial. Por otro lado, señaló que no hay que quedarse en el pasado, sino mirar hacia el futuro y recordó algunos de los proyectos que el pueblo tiene entre manos, como el arreglo de la ermita, el soterramiento de la línea eléctrica, o el aumento de niños matriculados en la escuela.

Etiquetas