Despliega el menú
Zaragoza

EDUCACIÓN

"Después de estar tanto juntos da mucha pena dejar de verse"

Miles de escolares celebraban ayer que durante dos meses se olvidarán de las clases, los madrugones y los exámenes.

Los alumnos de sexto del Gascón y Marín se despedían con abrazos ayer en el último día de clase.
"Después de estar tanto juntos da mucha pena dejar de verse"
ESTHER CASAS

"Somos los de sexto. Somos los mejores. Y aunque estemos locos, odiamos los controles. Vivan los de sexto". A ritmo de rap, entre aperitivos y refrescos, los estudiantes de último curso del colegio Gascón y Marín se despidieron ayer del centro en el que han estudiado los últimos años. "Somos diferentes, de varias naciones y lo que más nos une son nuestras canciones. Hagan lo que hagan no nos pararán, somos los de sexto y no nos vencerán", cantaban mientras apuraban las últimas horas en la escuela. En septiembre, los que han aprobado comenzarán primero de Educación Secundaria Obligatoria (ESO) y el grupo se dividirá en distintos institutos. "Me da pena porque a muchos compañeros ya no los veré", se lamentaba Laura Rivas, de 12 años.

Como ella, más de 100.000 alumnos de Infantil y Primaria se despidieron ayer de las clases hasta septiembre entre risas y alguna que otra lágrima. "Por un lado estoy contento porque llegan las vacaciones, pero por otro, echaré mucho de menos a mis compañeros", contaba Cosmin Popa, que ha terminado sexto de Primaria. "Después de estar tanto juntos, a mí también me da pena dejar de ver a los amigos. La parte buena es que avanzo en una cosa más en la vida", reflexionaba Fernando Alda, que en septiembre comenzará primero de ESO en el Pedro de Luna.

Para hacer llevadera la jornada y dejar a los alumnos un buen recuerdo para el verano, los colegios cambiaron ayer las lecciones por las fiestas de despedida. En el Gascón y Marín comenzaron el día viendo la película 'Avatar' y, después, cada curso celebró el día en su clase y con el tutor. "Ayer (por el jueves), ya hicimos la fiesta con la asociación de madres y padres. Hoy (por ayer) nos divertiremos, les daremos las notas, un achuchón y les diremos hasta septiembre", explicaba Marisa Gomollón, directora del centro.

Llegan las notas

Bailando el 'waka waka' del mundial, los de sexto soltaron los nervios contenidos antes de recibir las calificaciones. Las mejores fueron las de Pablo Germán. "Es el más listo del colegio, que lo sepan todos", decían sus compañeros. "Bueno, bueno... Estudio lo normal", decía quitándose importancia Pablo, que ha obtenido sobresaliente en todas las asignaturas y hará ESO en el instituto Medina Albaida. También Jorge Beltrán acababa satisfecho. "He aprendido mucho y tengo 8 sobres", decía. Otros no tuvieron tanta fortuna. "He suspendido música", aseguraba Mishu Sherif, que con su cámara digital no dejaba de hacer fotos a sus amigos. "Es mi afición, las hago y las cuelgo en Tuenti (una red social)", señalaba.

Con mejores o peores resultados, todos los alumnos disfrutan desde hoy de unas largas vacaciones de verano (hasta el 7 de septiembre los de Primaria y hasta el 9 los de Secundaria) en las que muchos, tienen claro qué van a hacer. "Quiero irme de viaje, jugar, bañarme e ir a muchos parques temáticos", añadía Irene Sasot, mientras que Gabriel Pérez tenía otros planes: "Sobre todo voy a ligar. También tiraré petardos, bailaré y descansaré, pero de estudiar nada de nada". Al menos hasta septiembre.

Etiquetas