Despliega el menú
Zaragoza

PROBLEMAS DEL MERCADO LABORAL

El número de inmigrantes que llegan a Zaragoza desciende más de un 60% por la crisis

A lo largo de 2009, la comunidad de extranjeros sumó 4.211 personas, el incremento más bajo de la última década.

La crisis económica y los problemas del mercado laboral han provocado una reducción de la afluencia de inmigrantes superior al 60%. Si en 2008 se instalaron en la capital aragonesa 11.419 ciudadanos extranjeros, el año pasado solo llegaron 4.211, la cifra más baja de la última década, que ha estado marcada por el fuerte incremento de la población procedente de otros países. A 1 de enero de 2010, el número de inmigrantes empadronados en Zaragoza asciende a 108.121, aproximadamente el 15% del total de los casi 700.000 habitantes de la ciudad. En 2000 había 6.812 extranjeros.

 

La cifra supone un cambio de tendencia respecto a los últimos años. Hay que tener en cuenta que la media de los incrementos anuales en la población extranjera ronda las 10.000 personas, con picos de hasta 17.000 como el que se produjo a lo largo de 2007, con motivo de la gran cantidad de mano de obra que precisaba la construcción de la Exposición internacional del año siguiente.

 

Los colectivos que habitualmente trabajan con inmigrantes también han detectado este fenómeno. Marta Arjol, de CC. OO., explica que "habido una ralentización en el acceso y un progresivo crecimiento del retorno".

 

"Hay un punto de inflexión por la crisis. Igual que el crecimiento económico supuso la llegada de trabajadores extranjeros, ahora hay un estancamiento", detalla. No obstante, desde el servicio de Igualdad y Migraciones de UGT recuerdan que "cuando pase la crisis, volverá la población extranjera". El citado sindicato insiste además en que sin inmigrantes, España no podrá volver a crecer.

Por países

Rumanía sigue en el primer puesto del ranquin de países, con 31.248 personas, pero su crecimiento fue mucho menor que otros años. Si en 2008 llegaron 2.862 inmigrantes rumanos a Zaragoza, hasta octubre de 2009 (no hay datos por nacionalidades del último trimestre) solo se han empadronado 766 más.

 

Un caso llamativo es el de la nutrida comunidad ecuatoriana, que a lo largo del año pasado perdió población: si en 2008 llegaron 652 personas del país americano, entre enero y octubre de 2009 se habían marchado 190 personas. En total, actualmente hay 11.459 ecuatorianos en Zaragoza. También se ha reducido la afluencia de marroquíes: si en 2008 llegaron 1.193 personas procedentes del país vecino, en los primeros diez meses del año pasado solo se habían contabilizado unos 500. En la ciudad hay 8.095 personas nacidas en Marruecos.

 

La fundación san Ezequiel Moreno dispone de dos programas de ayuda al retorno y está trabajando, sobre todo, con ecuatorianos y colombianos, así como con los países de la UE. "No obstante, en el caso de los rumanos y los búlgaros, no se suele tratar de un retorno definitivo, sino que tienen pensado volver después", dice Cristina Rodríguez.

 

Las ayudas para el retorno por parte de la Administración son insuficientes, según las organizaciones que trabajan con los inmigrantes. Con la colaboración de la DGA y la CAI, la Fundación San Ezequiel Moreno tiene un servicio de asesoramiento para los extranjeros que quieran volver a casa que ha atendido a 207 personas. Además, disponen de un programa de autoempleo para que los inmigrantes puedan crear su propia empresa en su país de origen.

Etiquetas