Despliega el menú
Zaragoza

TRAS LOS PROBLEMAS POR LA NIEBLA

Hasta once aviones estrenan sin incidencias el sistema de aterrizaje con baja visibilidad

Defensa y Aena se reúnen en unos días para acelerar el nivel avanzado del ILS, que permitirá tomar tierra con niebla espesa en el año 2012.

Una de las antenas del aeropuerto que forman del sistema ILS.
Hasta once aviones estrenan sin incidencias el sistema de aterrizaje con baja visibilidad
HA

El aeropuerto de Zaragoza estrenó ayer sin incidencias el sistema de aterrizaje instrumental (ILS en sus siglas en inglés) que permitirá operar con baja visibilidad. Hasta once aviones comerciales y de carga se beneficiaron de esta mejora a la hora de maniobrar, ya que el ILS fija los parámetros de la aproximación y "la senda de planeo" para tomar tierra.

 

Esta inversión ejecutada por el ente público Aena, que asciende a 829.000 euros, se ha hecho esperar por la reglamentación seguida por el Ministerio de Defensa, del que depende el control aéreo, dado que los equipos ya estaban calibrados y validados el pasado mes de noviembre. La demora incluso motivó la intervención del comité de empresa de Aena, que acusó directamente a los mandos de la Base de "obstaculizar" la puesta en servicio del ILS.

La Publicación de Información Aeronáutica, la 'biblia' de la aviación al recoger todos los servicios e instalaciones de los aeródromos del mundo, anunciaba desde hace unas semanas que el nuevo equipo se activaba ayer. Este trámite era preceptivo para su puesta en servicio, aunque el sistema ILS ya estaba en funcionamiento.

 

La capital aragonesa sale así del vagón de cola en cuanto a equipamientos, ya que solo diez aeródromos del país no cuentan con ayuda instrumental de aterrizaje a estas alturas. En todos los casos son de una entidad muy inferior al de la capital aragonesa en tráfico aéreo o porque sus condiciones climatológicas no lo hacen necesario.

 

Hasta cinco aviones de mercancías (un Boeing 747 Jumbo de British Airways, otros tres aparatos medios de TNT y un pequeño avión de Zoex) aterrizaron a lo largo de la jornada con apoyo del ILS. También lo hicieron tres vuelos de Air Nostrum procedentes de Madrid y Fráncfort y los dos de Ryanair que habían despegado en Roma y Bérgamo.

 

Pese a la implantación del nivel básico del sistema de aterrizaje instrumental (nivel I), las tres jornadas con suspensiones de vuelos vividas este temporada de invierno en Zaragoza no se habrían evitado, ya que se requiere una visión horizontal mínima de 800 metros.

 

Para lograr operar con niebla espesa se requiere el nivel avanzado del ILS (II/III), con el que los aviones pueden tomar tierra sin que los pilotos vean absolutamente nada. Para ello, se requiere una inversión de 10,5 millones de euros, ya prevista por la dirección de Aena.

 

Con este dinero se balizarán de las pistas y las calles de rodadura, además de instalarse un sistema eléctrico de suministro ininterrumpido. Por iniciativa del senador autonómico del PAR, José María Mur, se incluyó una partida de 500.000 euros en los Presupuestos de 2010 para lograr su implantación. La partida permitirá redactar el proyecto, aunque habrá que esperar hasta el año 2012 para lograr que entre en funcionamiento, como reconocieron fuentes oficiales.

 

Responsables de Defensa y Aena se reunirán la próxima semana para coordinarse y acelerar así los trámites para implantar el nivel II/III del sistema ILS. Hasta doce aeródromos disponen ya de este equipamiento, entre ellos La Coruña, Asturias, Ciudad Real, Santiago, Tenerife, Valladolid, Vitoria y Vigo. Ninguno tiene tanto tráfico de mercancías como el de Zaragoza, que se ha convertido en el tercero del país. La lista se completa con otros complejos que sí tienen un movimiento intenso de aviones: Madrid, Barcelona, Palma y Gerona.

Etiquetas