Despliega el menú
Zaragoza

EDUCACIÓN

Las compras de libros de texto se duplican en julio para evitar las colas de última hora

La previsión de los padres ha disparado las reservas de compra en las librerías. El programa de gratuidad llega este año a 117.000 alumnos, pero no cubre los cuadernos de actividades

Imagen de archivo de las filas en una librería para comprar libros de texto.
Las compras de libros de texto se duplican en julio para evitar las colas de última hora
CARLOS MONCÍN

Los padres de alumnos de la capital aragonesa parecen decididos a evitar las pesadas esperas que cada año se generan a las puertas de las librerías para conseguir los libros de texto. En algunas de ellas aseguran que las reservas de compra se han duplicado en este mes de julio respecto a 2008 y las colas que se intentaban esquivar se han adelantado a estas fechas. Y eso pese a que el programa de gratuidad de la DGA alcanzará en 2009 a más de 117.000 alumnos. Pero la aportación pública solo alcanza a los libros de estudio. "Al final, los padres tienen que guardar fila de todos modos, porque los cuadernillos de ejercicios y el resto de material escolar no está subvencionado", explica Joaquín Casanova, presidente de la Asociación de Libreros de Zaragoza, y propietario de la Librería Central.

 

Precisamente en este establecimiento superan ya las 3.000 reservas de compra, frente a las 1.600 que registraban en el mismo periodo del pasado año. "Cada vez los padres anticipan más las compras para evitar problemas", afirma Casanova. Por ello, todo hace indicar que este mes de septiembre será más tranquilo que en anteriores campañas. Los retrasos que generó la aplicación de la Ley del Libro en 2007 ya quedaron atrás, y el lanzamiento de Educación para la Ciudadanía en quinto y sexto de Bachillerato, que podría crear embudos, no asusta a los libreros ya que "varias editoriales ya han sacado a la venta sus ejemplares", apuntan.

Once millones de subvención

El programa de gratuidad de libros de texto contará este curso 2009-2010 con un presupuesto de más de 11 millones de euros. De ellos, la consejería de Educación de la DGA aportará algo más de 9, mientras que el resto correrá a cargo del Ministerio. Como ya ocurriera en el pasado periodo académico, el programa beneficiará a todos los cursos de la enseñanza obligatoria, lo que supone más de 117.000 alumno s. En total, serán 644 centros -449 de primaria y 195 de secundaria- los que accedan a este sistema de subvención. Como novedad, la gratuidad de los libros llega este año a los alumnos de Educación Especial, así como a los Programas de Cualificación Profesional (PCP). Estos cursos "son una apuesta decidida del Gobierno de Aragón y del Ministerio para evitar el abandono escolar prematuro", declaró Felipe Faci, director general de Administración Educativa.

 

Cada cuatro años, los libros se renuevan totalmente, pero la DGA contempla la posibilidad de que haya que reponer antes de tiempo una parte del material. Además, en el caso de que crezca el número de alumnos de un centro, la Administración se hace cargo del gasto suplementario. En cuanto al pago a las librerías, se repetirá la fórmula de 2008. El Gobierno abonará el 85% del importe en septiembre, y el resto se liquidará en enero de 2010.

Aunque Aragón fue una de las comunidades pioneras en la implantación de este programa, ya son varias las regiones que se han sumado a la iniciativa. Pero la puesta en práctica presenta diferencias. Algunas, por ejemplo, entregan cheques a los padres para que compren el material, mientras que aquí son los consejos escolares los que se encargan de adquirirlos y distribuirlos entre los alumnos.

Etiquetas