Despliega el menú
Zaragoza

VERANO

Las piscinas públicas de la ciudad baten su récord con más de 300.000 usos en un mes

El buen tiempo de este comienzo estival contribuye al éxito del servicio, aunque ya se dan casos de saturaciónLa venta de abonos de temporada se ha duplicado respecto a 2008, lo que dispara la recaudación

Pese a la caída de las temperaturas registrada ayer, las instalaciones del C. D. M. Alberto Maestro presentaban este aspecto.
Las piscinas públicas de la ciudad baten su récord con más de 300.000 usos en un mes
ESTHER CASAS

Los zaragozanos se han lanzado este verano a las piscinas públicas de la ciudad para combatir el calor. Desde que la temporada se inaugurara el pasado 30 de mayo, y hasta el 30 de junio, las instalaciones de la capital han registrado un total de 306.403 usos, lo que supone un récord histórico y un incremento del 17,9% respecto al mismo mes del año pasado, cuando no se llegó a los 260.000. El buen tiempo de este comienzo de periodo estival, con temperaturas cercanas a los cuarenta grados en algunas jornadas, es uno de los principales factores que han contribuido al éxito del servicio municipal.

 

Además, técnicos y empresarios aseguran que, con la actual situación económica, muchos ciudadanos han optado por cancelar, o al menos recortar, sus viajes fuera de Zaragoza. Una situación que repercute en un aumento de afluencia a los actos programados en la ciudad. De hecho, desde el Ayuntamiento aseguran que las actividades diseñadas específicamente para este tipo de instalaciones, como la gimnasia acuática, los cursos de natación o la actuación de payasos, han tenido una gran aceptación.

 

Según explicó el concejal de Deportes, Manuel Blasco, "se están cumpliendo las expectativas para cubrir una buena temporada". A su juicio, y tal y como se preveía que podía suceder este año, "si se sigue con este ritmo de afluencia se podrían llegar a superar el millón de usos". La tendencia así lo indica. Buen ejemplo de ello es la venta de abonos de temporada, que ya se han duplicado con respecto al verano pasado.

 

En consecuencia, se han disparado los ingresos -un 56,4% más- y ya van 853.709 euros de recaudación. A esto ha contribuido el alquiler de servicios como las hamacas, que ya superan los 6.300 usos, frente a los 4.000 del mismo periodo de 2008. Y eso que este verano se estrena un paquete de abonos gratuitos dirigidos a las personas discapacitadas. En total, 718 zaragozanos se han beneficiado de esta medida aprobada en noviembre del pasado año.

Morir de éxito

Lo que para algunos es motivo de celebración, para otros no deja de ser un estorbo. Algunas de las instalaciones de la capital aragonesa están comenzando a sufrir, en cierto grado, síntomas de saturación. Es el caso del C.D.M. Alberto Maestro, la tercera que más afluencia recibe de la ciudad, y donde se han dado casos de abonados que incluso prefieren pagar en otra piscina para evitar aglomeraciones. "Me resigno porque vivo justo enfrente, pero hay días que deberían dejar de vender entradas", lamenta Rubén Hernández, vecino del barrio de Las Fuentes.

 

En una situación similar se encuentran en los equipamientos de San Gregorio, donde se ha registrado el mayor incremento de visitantes y ya son 7.417 -un 115% más que el año pasado-. Su alcalde, José Antonio Hernández, asegura que ha habido días que han tenido que restringir las entradas. "Las instalaciones son excelentes pero tienen un espacio limitado", apunta. A su juicio, muchos vecinos de Parque Goya han descubierto la calidad de sus piscinas, por lo que están estudiando una posible ampliación.

 

En cabeza de las más utilizadas siguen las de La Granja, con más de 38.000 usos, seguidas de las del Actur que, pese a que este año no cuentan con el tirón de la Expo, siguen rozando los 30.000 bañistas.

Etiquetas