Despliega el menú
Zaragoza

CINCO VILLAS

Un joven de Ejea se ahoga en un canal de riego, del que su novia intentó sacarlo

La víctima, natural de Farasdués y de 31 años, no sabía nadar y paseaba con su pareja.

Lugar en el que fue encontrado ayer el cadáver del joven.
Un joven de Ejea se ahoga en un canal de riego, del que su novia intentó sacarlo
ESTHER CASAS

Los buzos de la Guardia Civil encontraron ayer, en torno a la una del mediodía, el cadáver de un joven vecino de Farasdués (Ejea) que el miércoles a última hora se precipitó al canal de las Bardenas. El fallecido, de 31 años, paseaba en compañía de su novia cuando sufrió el accidente, a la altura del acueducto del camino de Orés. El cuerpo fue hallado a la salida de un túnel, en un remanso de agua, a unos tres kilómetros del lugar de la caída.

 

La llamada de socorro se produjo a las ocho de la tarde del miércoles. La pareja de la víctima intentó ayudar en un primer momento a José Francisco Goñi, que no sabía nadar. Ella misma dio la alarma en un lógico estado de shock. Se echó al agua para auxiliarle pero no pudo agarrarlo ni sacarlo. El caudal del canal, que estos momentos está en plena campaña de riego y abastecido con agua del embalse de Yesa a Zaragoza, es de unos 45 metros cúbicos por segundo y corre a gran velocidad. El operativo de búsqueda se organizó en las primeras horas entorno al acueducto del camino de Orés, un lugar limítrofe entre Farasdués, y los municipios de Orés y Luna.

 

Al lugar acudieron la Policía Local de Ejea, bomberos y Guardia Civil. Ya por la noche se instalaron redes, traídas desde el polideportivo de Ejea por los agentes locales, en varios túneles del canal, aguas abajo del lugar donde al final fue encontrado el cadáver por el Grupo de Actividades Subacuáticas de la Guardia Civil.

 

El cuerpo del joven fue hallado a la una menos diez de la tarde, en el kilómetro 89.900 del canal de las Bardenas en el término municipal de Luna, a unos tres del lugar donde tuvo lugar el accidente.

 

En el operativo de rastreo participaron agentes de cuatro patrullas de la Guardia Civil y sus buzos, Bomberos y Policía Local de Ejea de los Caballeros, voluntarios de Protección civil y personal de la Comunidad General de Regantes de Bardenas y técnicos de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE).

 

Estos últimos, regantes y técnicos, fueron fundamentales en las tareas de rastreo y rescate por su conocimiento de la instalación hidráulica, que este 2009 cumple cincuenta años. Durante buena parte de la mañana, el camino del canal de las Bardenas ha quedado cerrado al tráfico en el tramo comprendido entre los kilómetros 85 y 93 para facilitar las tareas de búsqueda.

Consternación en Farasdués

Farasdués, pueblo de Ejea que tiene unos cincuenta habitantes, está conmocionado. El alcalde, Juan Miguel Alastuey, es vecino de la familia y ha destacado que José era uno "de los pocos jóvenes que vivían en el pueblo y, por lo tanto, muy conocido y querido". "Ha sido una tragedia para todos" declaró conmocionado.

 

La familia y la novia, que residen en Biota, se encuentran destrozados. "Sólo sabemos que se fueron a dar un paseo y la chica no pudo salvarlo" afirmó Alastuey. El fallecido estaba trabajando en las brigadas municipales del Ayuntamiento de Ejea de los Caballeros.

 

El cuerpo fue trasladado al Instituto de Medicina Legal de Zaragoza para practicarle la autopsia. En Farasdués esperan el fin de este proceso para poder realizar el funeral.

Etiquetas