Despliega el menú
Zaragoza

ZARAGOZA

Siete coches y 14 agentes para vigilar el barrio del número 2 de la Policía Nacional

El dispositivo se puso en marcha el lunes, tras registrarse un robo en la casa de su vecino.

Siete coches camuflados y catorce agentes de la Policía Nacional vigilan desde el pasado lunes las calles del barrio de Montecanal, una de las zonas residenciales más selectas de la capital aragonesa. El operativo se puso en marcha a raíz de un robo perpetrado la semana pasada en una vivienda, que casualmente colinda con la del número 2 de la Jefatura Superior de Aragón. La Confederación Española de Policía (CEP) ha calificado la medida de “totalmente desproporcionada”, y va a pedir explicaciones por escrito. “Queremos que nos expliquen si cada vez que se denuncie un asalto en un piso de Zaragoza se van a tomar las mismas medidas, porque si estamos hablando de un trato especial para los jefes del Cuerpo Nacional de Policía, la gente no lo va a entender”, explicaba ayer el portavoz del sindicato, César Lambea.

Según ha podido saber este periódico, a comienzos de semana, los agentes estuvieron controlando la zona durante las 24 horas. Sin embargo, estas últimas jornadas, el dispositivo solo se ha montado durante las noches. En concreto, durante la pasada madrugada, han participado en el despliegue un vehículo de cada comisaría de Zaragoza, otro del Grupo de Robos de la Policía Judicial y otros dos de la Unidad de Atención Ciudadana de la Jefatura Superior. Los funcionarios están apostados en los principales accesos al barrio, con el objetivo de poder cerrarlo con celeridad en caso de que se produzca un nuevo asalto.

Para vigilar las calles de toda Zaragoza, la Policía Nacional cuenta cada noche con unos 18 coches patrulla. Sin embargo, al dispositivo de Montecanal, distrito que solo tiene 7.000 vecinos censados, se están destinando siete vehículos camuflados. “Nos gustaría que nos explicaran cuándo se ha hecho un despliegue similar, porque nosotros no lo recordamos”, asegura Lambea. “La Policía no está para servir a unas zonas más que a otras -añade-, es un servicio público que tiene que cubrir las necesidades de todos”.

Según fuentes policiales, durante las últimas semanas, se ha experimentado un pequeño repunte en el número de robos en viviendas en Zaragoza. Sin embargo, no se considera un hecho alarmante, ya que este fenómeno se produce cada verano, cuando muchos ciudadanos se marchan de vacaciones. Explican además que los asaltos no se han producido en casas habitadas, y que tampoco se han circunscrito a zonas residenciales específicas. De hecho, se han registrado en diferentes puntos de la capital.

La propia Jefatura Superior indicó hace unos días que este aumento de casos “no es significativo”.

Etiquetas