Despliega el menú
Zaragoza

URBANISMO

Los vecinos de Miralbueno irán al Defensor del Pueblo por el retraso del Camino del Pilón

Las obras del vial, cerrado desde julio de 2006, llevan 3 meses de demora y la última fecha para abrirlo era enero.

Los vecinos de Miralbueno están hartos de esperas, promesas y retrasos. El Camino del Pilón tampoco se abrirá al tráfico este mes, tal y como se comprometió hace unas semanas el Ayuntamiento de Zaragoza. Así, las dos entidades vecinales del barrio, La Ermita y San Lamberto, enviarán la próxima semana al Defensor del Pueblo un escrito exponiéndole su "indignación" por la demora de este proyecto y estudian emprender "enérgicas" acciones de protesta si no se permite el paso de vehículos por este vial de forma "inminente".

El Camino del Pilón se cortó al tráfico en julio de 2006 para acometer las obras de reforma de este vial y la urbanización de todo ese sector, donde se están construyendo miles de viviendas. En total, se fijó un plazo de 15 meses para acometer los trabajos. Sin embargo, las fechas se han ido aplazando por distintas prórrogas (ya lleva tres meses de retraso). De hecho, Gerencia de Urbanismo concedió en noviembre un último aplazamiento de seis meses a la junta de compensación por "dificultades" en el transcurso de la obra. Entre otras cosas, los contratistas argumentaron que no se había trasladado una torre eléctrica, situada en Vía Hispanidad (la semana pasada comenzó la retirada).

Así y tras numerosas protestas y el malestar de los vecinos, el teniente de alcalde de Infraestructuras, Antonio Becerril, decidió intervenir en el proyecto, competencia de Urbanismo, y se comprometió a mediar para que, a pesar de esa prórroga, el Camino del Pilón se abriera al tráfico a finales de este mes y se acometiera una salida hacia Vía Hispanidad (pese a que no estaba recogido en el proyecto inicial).

Sin embargo, los vecinos han vuelto a ver frustradas sus expectativas. Las obras en el vial continúan, es imposible la apertura del Camino de manera parcial ni total, ni tampoco se ha llevado a cabo el acceso a Vía Hispanidad. "Solo nos queda la pataleta, pero nos sentimos indignados y engañados. Estamos indefensos ante unas obras que se prolongan ya durante año y medio", criticó el presidente de la Asociación de Vecinos de Miralbueno, Luis Gargallo. Las entidades enviarán un escrito al Defensor del Pueblo la semana que viene informándole de la situación de estas obras y, sobre todo, "la falta de atención a las personas que viven en esa zona". "No nos han tenido en cuenta para nada. Queremos que alguien escuche nuestra queja", señaló el representante vecinal. Los afectados han convocado en los últimos meses tres manifestaciones en el propio Camino del Pilón y estudian organizar nuevas movilizaciones. "Las consecuencias son graves. Ya ha cerrado algún comercio y nadie tiene en cuenta todas las molestias que sufrimos", explicó Gargallo. Además de los desvíos de las líneas de autobús (con sus consiguientes afecciones a las frecuencias), los residentes deben utilizar la carretera del aeropuerto para entrar y salir del barrio. De hecho, ese acceso se ha colapsado en muchas ocasiones en las horas punta, al tener que circular por ahí cientos de vehículos.

Mediados de febrero

Ante este nuevo contratiempo en las fechas previstas, el teniente de alcalde de Infraestructuras, Antonio Becerril, pidió paciencia a los ciudadanos y explicó que este nuevo retraso se había producido por los trámites administrativos. Aseguró que para hacer el nuevo acceso a Vía Hispanidad se había tenido que modificar el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) y publicarse el proyecto en el Boletín Oficial de Aragón (BOA). "La exposición pública termina el 8 de febrero. Se ha demorado por cuestiones administrativas. A partir de esa fecha, podrán comenzar los trabajos para la salida a Vía Hispanidad. Así, el Camino del Pilón podría estar abierto entre el 15 o 20 de febrero, aunque la urbanización del entorno continúe", subrayó el edil de Infraestructuras.

De hecho, Becerril ha convocado una reunión con todas las partes implicadas, técnicos, junta de compensación y distrito, para tratar de ultimar los detalles y evitar que vuelva a producirse cualquier revés que retrase la apertura de la principal vía de comunicación del barrio de Miralbueno (con 7.800 habitantes). "Comenzaremos a trabajar el mismo día 8 para que esté todo a punto lo antes posible", matizó el teniente de alcalde de Infraestructuras.

Etiquetas