Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Zaragoza

La falta de iluminación y de seguridad vial pone en peligro a los alumnos del IES Pignatelli

La comunidad educativa de Valdefierro lamenta que a pesar de sus constantes protestas las medidas para evitar accidentes “siguen siendo escasas”.

Recreación del paso de peatones que se solicita entre el IES Pignatelli y Los EnlacesFrancisco Machín

La comunidad educativa del IES Ramón Pignatelli, ubicado en el barrio de Valdefierro, está preocupada por la seguridad de los alumnos. Asegura que “las medidas para evitar cualquier tipo de accidente, a pesar de nuestras constantes protestas, siguen siendo escasas”, fundamentalmente en las calles de Jarque de Moncayo y del Monasterio de Nuestra Señora de los Ángeles, tanto para los peatones que transcurren por la zona (la mayoría menores) como para los vehículos.

En septiembre de 2017 un joven de 12 años fue atropellado en la calle Jarque de Moncayo. Los daños fueron leves y el accidente se produjo de día, “pero si hubiera sido de noche las consecuencias podrían haber sido peores, ya que no hay iluminación”, señala Francisco Machín, portavoz de la AMPA del IES Pignatelli. La situación de peligrosidad es especialmente preocupante en los accesos al citado instituto y al CPIFP Los Enlaces, y desde la AMPA del Pignatelli recuerdan que la zona escolar aglutina diversos espacios con una afluencia de personas elevada: IES Pignatelli (500 alumnos), CPIFP Los Enlaces (1.500 alumnos), residencia Pignatelli (400 alumnos alojados), Campo Municipal de Fútbol Delicias y el complejo deportivo Alto Carabinas.

La comunidad educativa considera que se deben acometer “de inmediato” las medidas de seguridad oportunas, una petición que ha sido trasladada al Ayuntamiento de Zaragoza, a la Diputación Provincial y al Gobierno de Aragón. Cuando se realizaron las obras de remodelación parcial de la calle de Jarque de Moncayo no se contempló el adecentamiento del tramo donde se ubican las entradas principales de los centros educativos, que “conforman un callejón que se encuentra urbanísticamente en un completo abandono desde hace décadas”, exponen las ampas, a las que se suman las asociaciones vecinales de Oliver, Valdefierro e Hispanidad.

Las aceras del callejón “están lamentables y ese tramo carece de alumbrado público. De hecho, ante la falta de iluminación, en el IES Pignatelli hemos instalado un poste de luz pagado por nosotros mismos”, explica Machín. La puerta principal de este centro no tiene señales de tráfico que indiquen que es un acceso escolar, y el vallado de la zona para dificultar el paso directo a la calzada del  alumnado y prevenir posibles accidentes también brilla por su ausencia.

Como medida urgente y de bajo coste, los afectados piden la reposición de un paso de cebra semaforizado que existía y fue eliminado entre el IES Pignatelli y el CPIFP Los Enlaces. El año pasado ya solicitaron el arreglo de la zona en los presupuestos participativos, pero les fue denegado porque los servicios técnicos del Consistorio dictaminaron que no se podían acometer las mejoras ya que el instituto se encuentra dentro del área de intervención G-58-4, que corresponde a la Ciudad Escolar Pignatelli, de la que es propietaria la DPZ.

La vicealcaldesa de Zaragoza, Luisa Broto, recordó que la calle de Jarque de Moncayo pertenece a esa área, que todavía está pendiente de desarrollo, y que en el futuro “sin duda se acometerán ese y otros trabajos pendientes en ella, pero a corto plazo no está previsto”. Machín cuenta que “aunque tenemos pocas esperanzas no nos rendimos”, por eso han vuelto a presentar sus propuestas a los presupuestos participativos de 2018, que han sido respaldadas por parte de la ciudadanía con más de 100 apoyos.

La reciente aprobación de invertir en la calle de Hayedo -que pertenece a la misma área de intervención que Jarque de Moncayo- una partida presupuestaria de 300.000 euros para construir un andador que unirá La Floresta con Parque Hispanidad ha motivado a la comunidad educativa para exigir de nuevo el arreglo del entorno de la Ciudad Escolar Pignatelli. “Si allí puede actuar el Ayuntamiento, ¿por qué donde nosotros lo exigimos no?”, dice Machín. Cuando el portavoz de la AMPA le formuló esta pregunta a Broto hace unos meses, la vicealcaldesa argumentó que “la calle de Hayedo solo está afectada en un tramo mínimo por el área de intervención G-58-4, por lo que no es comparable una obra con otra”.

Los perjudicados lamentan que “las administraciones estén tardando tanto en darnos una solución” y recuerdan que aunque el paso de cebra “es lo más prioritario” también es importante que instalen vallas en los accesos de los centros, que se señalicen como zonas escolares y que se mejore el alumbrado de la calle de Jarque de Moncayo y del Monasterio de Nuestra Señora de los Ángeles. Además, solicitan que en los tramos horarios de entrada y salida de los centros educativos (8.30, 14.20, 15.30 y 21.20), haya presencia de la Policía Local “para velar por la seguridad del alumnado”.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo