Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Salud

Intoxicación por monóxido de carbono: un peligro letal que aumenta los meses de frío

Este gas es muy peligroso para la salud y detectarlo es complicado: no huele y no se ve. El mes pasado en Zaragoza se registraron 10 envenenamientos en menos de 15 días.

Intoxicación por monóxido de carbono: un peligro letal que aumenta los meses de frío.Heraldo.es

Hace ya algunos días que el frío llegó para quedarse durante unos meses. Con las bajas temperaturas, los sistemas de calefacción de las viviendas funcionan a pleno rendimiento y se hace más vital que nunca que los aparatos y las instalaciones estén en buen estado. De lo contrario, podrían desencadenarse serios problemas para la salud, como por ejemplo un episodio de mala combustión, que puede desembocar en intoxicaciones por monóxido de carbono, un gas altamente tóxico que causa envenenamientos que pueden llegar a ser mortales.

El pasado mes, en Zaragoza, en menos de 15 días se registraron tres casos de este tipo. Entre el 15 y el 27 de noviembre, diez personas (cinco niños y cinco adultos) resultaron envenenadas y tuvieron que ingresar en distintos hospitales de Zaragoza con cuadros de intoxicación por monóxido de carbono de distinta intensidad. Todos los casos estaban relacionados con malas combustiones de calderas. En dos de los episodios, las víctimas salvaron la vida casi de forma providencial: una pareja de veinteañeros de Santa Isabel fue rescatada semiinconsciente por los bomberos después de que dos jóvenes pasaran cerca de su vivienda justo cuando pedían auxilio con las últimas fuerzas que les quedaban, ya que el monóxido les estaba adormeciendo. En otro de los casos, el que afectó a una familia de cinco miembros en Montecanal, que uno de los hijos del matrimonio (de 9 años) saliera llorando a la puerta de la vivienda unifamiliar y le viera una patrulla de la Policía les permitió salir del trance. Todos ingresaron en el Servet para que los médicos determinaran el grado de envenenamiento.

La importancia de la seguridad

Cuando los bomberos acuden a un aviso por mala combustión de una caldera, lo primero que hacen es medir la concentración de este gas venenoso para determinar si deben acceder al lugar con máscaras. Si hay víctimas, se las evacúa rápidamente y se comprueba qué alcance tiene la contaminación de la atmósfera para proceder a su depuración.

Los bomberos explican que es vital observar todas las medidas se seguridad y mantenimiento de las calderas y sus instalaciones. La ley obliga a que cada cinco años se revisen las tuberías de distribución. "Comprobamos la estanqueidad de la instalación, tanto de la vivienda como de la comunidad, y verificamos el buen estado de conservación de la misma", apunta Ignacio García, responsable de Utilización de la compañía Redexis Gas en Zaragoza y otros territorios del norte del país. "También miramos que la combustión de los aparatos sea la adecuada y la correcta la evacuación de los productos de la combustión", agrega. Además, cada dos años, las calderas deben ser revisadas por los técnicos de las comercilizadoras.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo