Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Zaragoza

¿Dónde comer auténtica comida árabe en Zaragoza?

En la capital existen muy pocos locales especializados en este tipo de comida, la mayoría ubicados en la zona de Conde Aranda.

16/06/2017 a las 06:00
Dulces típicos árabesC. I.

 

Comerse un auténtico cous cous o una tajine de cordero o ternera en la capital aragonesa es posible, al menos si se sabe llegar a los lugares indicados. En Zaragoza contamos con pocos establecimientos especializados pero los que hay se caracterizan por una gran variedad de estilos entre los que se encuentran la comida marroquí, argelina o siria. La gran mayoría son locales de comida para llevar, muchos de ellos ubicados en la calle Conde Aranda.

En el número 45 de la vía nos encontramos con el Asador de pollos del Tío Aissa. Un lugar conocido en toda la provincia y hasta el que llegan vecinos de todas partes –“incluso de pueblos”, advierten- para recoger sus famosos pollos al estilo árabe. El local, que abrió sus puertas en 2001, cuenta con una gran variedad culinaria tanto de comida árabe como del Magreb y Argelia, de donde procede Aissa, uno de sus dueños.

“Nuestros platos más famosos son el cous cous, el pollo asado, la carne con arroz o el burek, una especie de empanada rellena que preparamos al gusto”, explica Aissa. “Es muy exitoso porque puedes elegir de carne, de queso, de pescado o de verduras”, añade.

En cuanto al perfil de su clientela asegura que es de lo más variado. “Los viernes el plato estrella suele ser el cous cous de cordero mientras que los fines de semana lo que más triunfa es el pollo asado entre los jóvenes”, asevera. Además, el cocinero afirma que todos los productos son de tierras aragonesas. “El 95% de nuestro trabajo es a domicilio, aunque algunos se quedan a comer aquí en el local”, añade.

Los precios se adaptan a cualquier bolsillo, con 5 euros por medio pollo asado con patatas naturales, o 4.50 por una tajine completa, un plato tradicional que se prepara en una tartera de barro compuesta de dos piezas, un plato hondo y una tapa de forma cónica. Avanzando un poco en la misma calle nos topamos con la Tetería Los Hermanos, un lugar en el que se pueden probar algunos platos típicos de Marruecos así como el té verde con hierbabuena de la mano de su dueño, Nadia Khaldoun.

 

“Ahora, como estamos en pleno Ramadán no abrimos a las 21.00 y hemos adaptado el menú”, explica Nadia. Entre los platos de este mes se encuentran la sopa de jarera, un plato tradicional para esta celebración, así como dulces típicos de miel, dátiles y sus batidos naturales. El local abrió sus puertas hace poco más de un año, y de manera habitual vende desde cous cous y tajines a bocadillos, ensalada y pollo asado con ciruelas.

Una ración de cous cous para dos personas con carne o verdura, zanahoria, calabaza, calabacín, cebolla, garbanzos, nabo y lechuga cuesta 6 euros, y va acompañada por pan y olivas picantes. “Aunque viene mucha gente, algunos se sorprenden porque no vendemos alcohol”, explica Nadia. Sin embargo, advierte que otros muchos se acercan para probar el auténtico té moruno con hierbabuena.

En la misma calle, llegando a la plaza del Portillo, se encuentra el Café el Atlas, una cafetería árabe en la que se pueden encontrar algunos dulces y otros productos típicos árabes. En el mismo barrio también está el Asador Al Saada, ubicado en la calle Mayoral.

Abandonando el barrio de San Pablo también podemos dar con algún que otro local especializado, como el bar Samiramis de la calle Ávila, en el que ofrecen multitud de platos de origen sirio, al igual que en el Café Bar Mr. Dumbo de la calle de Luis López Allué, 2, en la zona universitaria. Abdul Misto regenta el local desde el año 1986. “Empezamos con un negocio especializado en hamburguesas y patatas, y un día me di cuenta que echaba mucho de menos la comida tradicional de mi país, y empecé a preparar algunos platos. Algunos clientes me dijeron que por qué no los ofrecía en la carta, y así empezó todo en el año 2000”; recuerda.

Entre sus especialidades árabes se encuentran el falafell y sus hamburguesas de la casa, “preparadas con una receta propia y con productos frescos y de buena calidad”, añade. Por tan solo 3 euros puede comerse un bocadillo, o 3.50 por un plato completo o ración. “Cuando yo llegué no había prácticamente ningún restaurante especializado, hoy hay algunos pero tampoco somos muchos”, resume Misto.

Además, a partir del 20 de agosto un nuevo local se va a sumar a la oferta de locales especializados en comida árabe de Zaragoza de la mano del restaurante ‘Argana’, de comida árabe y marroquí, aunque, como explica Jamal, también contarán con platos españoles. El restaurante se ubica en la calle Coso con calle Policarpo Romea y contará con espacio para unos 30 comensales. En su caso ofrecerán “típicos pinchos morunos y un salón árabe donde la gente podrá venir a desayunar durante la mañana”, asegura.

Productos y carne halal

Sin embargo, además de la oferta de restauración, existen numerosas carnicerías en las que se venden algunos platos típicos y dulces árabes. “Las carnicerías halal, aquellas que venden carnes permitidas para los musulmanes, son más numerosas en Zaragoza y suele haber como mínimo una o dos en cada barrio”, asegura Ibtissam Zouggagh, portavoz de la Unión Juvenil Aljafería de jóvenes musulmanes de la capital aragonesa.

“Tan solo en mi barrio hay varias, una en la calle Conde Aranda, la carnicería Alfath, otra en la calle Mayoral y otra en la plaza Santo Domingo. También en la calle San Pablo se encuentra la carnicería Almanar”, resume la joven. “Lamentablemente hay muy pocos restaurantes y no se publicitan mucho, eso sí, son de muy buena calidad”, añade.

 

 

 





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo