Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Todos los Santos

"Enterrar a un niño me afectaba, y me sigue afectando"

El zaragozano Ernesto Arroyo es uno de los tres maestros enterradores del Cementerio de Torrero.

María Ordovás 01/11/2016 a las 06:00

Tiene 61 años y lleva 36 trabajando en este complejo funerario. “Llegué casi por casualidad, porque tenía un amigo que trabajaba aquí y me avisó de que iban a salir unas plazas. Me presenté a la oposición y aprobé”, dice Ernesto Arroyo. Antes, trabajaba como albañil en un negocio familiar.
 


Casado y con dos hijos de 37 y 35 años, el maestro enterrador confiesa que el suyo es un trabajo duro. “No solo por la climatología y el esfuerzo físico”, sino también por “las emociones que provoca”, explica Arroyo.

“Se pasa algún rato malo. Sobre todo cuando tienes chicos pequeños y te toca enterrar a un niño. Psicológicamente afecta, me afectaba y me sigue afectando”, concluye el maestro enterrador.




Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo