Teruel
Suscríbete por 1€

servicios

La ampliación para resolver las estrecheces del parque de bomberos de Calamocha queda desierta

Licitado por segunda vez el museo del tren de Caminreal con un aumento del presupuesto del 29% tras un primer concurso fallido.

El presidente de la DPT y alcalde de Calamocha, Manuel Rando; y el vicepresidente, Alberto Izquierdo, en la base de bomberos de la capital del Jiloca.
El presidente de la DPT y alcalde de Calamocha, Manuel Rando; y el vicepresidente, Alberto Izquierdo, en la base de bomberos de la capital del Jiloca.
Antonio Garcia/Bykofoto

Las licitaciones de obras públicas desiertas se acumulan en la provincia de Teruel ante las reticencias de las empresas de construcción a asumir obras porque los presupuestos han quedado desfasados por la subida de precios de los materiales así como por la escasez de mano de obra. La ampliación del parque de extinción de incendios de Calamocha para resolver los acuciantes problemas de falta de espacio que soporta la plantilla, formada por 25 efectivos, ha quedado en el aire porque en la licitación ninguna empresa se interesó por su ejecución. Dentro de la misma tónica, la DGA licita por segunda vez el Museo del Ferrocarril de la estación de Caminreal con un incremento del presupuesto del 29% en un intento de hacer atractivo el proyecto, desierto la primera vez que salió a concurso.

La ampliación de la base de bomberos de Calamocha, un proyecto presentado el pasado mes de febrero ante los medios de comunicación por el presidente y el vicepresidente de la Diputación Provincial (DPT), Manuel Rando y Alberto Izquierdo, prevé reformar el edificio actual y construir uno anejo con 963.911 euros procedentes del Fondo de Inversiones de Teruel (FITE) en un plazo de seis meses.

La licitación incluía las obras de ampliación, con una asignación de 912.996 euros, y la compra del mobiliario necesario por 50.915 euros. Solo la segunda parte ha resultado adjudicada al único aspirante presentado. Sin embargo, la adjudicación del equipamiento generó dudas en la mesa de contratación porque, según el acta de la reunión, "carece de sentido dotar de contenido cuando falta el continente que lo albergue. Finalmente, la mesa acordó adjudicar el mobiliario por 39.990 euros más IVA y declaró desierta la obra.

El proyecto de ampliación permitirá incrementar el espacio del parque de los 516 metros cuadrados actuales –con los que ya contaba al entrar en servicio en 2002– a 828 con la incorporación de un nuevo módulo. El incremento de los espacios responde al aumento de la plantilla, que ha pasado de los 10 efectivos con que contaba al empezar su actividad a los 25 bomberos actuales.

Desde la DPT, titular del servicio de extinción de incendios en la provincia, han señalado que se ha abierto un procedimiento negociado para la contratación de las obras mediante contactos con varias empresas. La misma fuente ha aclarado que la financiación del FITE no corre peligro por el incumplimiento de los plazos de justificación.

Los representantes sindicales de los bomberos lamentan el retraso de la obra, que mejorará notablemente las condiciones de trabajo de Calamocha. Alberto Vicente, delegado sindical de UGT en el servicio de extinción de incendios, recuerda que el parque se diseño para tener dos bomberos de guardia y actualmente hay entre cuatro y cinco por turno, con lo que las instalaciones son "la mitad" de grandes de lo que deberían.

El sindicalista ha añadido que las condiciones de habitabilidad e higiénicas "no son las correctas" por falta de espacio. Ha puesto como ejemplo de los inconvenientes que el equipo personal de los bomberos se tiene que guardar en la misma nave donde están los vehículos.

A su juicio, la situación de la base de Calamocha puede calificarse de "hacinamiento" y ha destacado que el dormitorio tiene 15 metros cuadrados y está ocupado por cinco personas a la vez. Vicente ha lamentado el tropiezo de la ampliación y ha pedido a la DPT "rapidez" para mejorar las condiciones del parque de la capital del Jiloca.

El sindicalista ha criticado que las mejoras anunciadas por la Diputación en el servicio de extinción de incendios, como el nuevo parque de Teruel –muy anticuado–, la ampliación de la base de Calamocha y una nueva autoescalera, "no llegan".

Segundo intento en Caminreal

También se enmarca en el desinterés o la imposibilidad de las constructoras para optar a las obras públicas por sus presupuestos desfasados, la licitación por segunda vez de la segunda fase de la reconversión de la estación de tren de Caminreal en el Museo del Ferrocarril de Aragón. Acaba de salir a concurso de nuevo por 1,5 millones de euros, un 29% más que en la primera ocasión, en diciembre de 2021, cuando nadie se interesó por la obra.

El aumento del presupuesto responde al incremento del coste de los materiales, como explica el consejero de Ordenación del Territorio, José Luis Soro, en un comunicado. Añade que confía en que con la nueva valoración de la obra las constructoras pujen por el proyecto, a pesar del "momento de gran incertidumbre con un incremento continuo de los precios de la energía, los combustibles y las materias primas".

La primera fase del museo se terminó a finales de 2021 tras una inversión de 1.116.343 euros. La actuación, realizada según un proyecto de José María Sanz, consistió en la restauración de las fachadas y las cubiertas y en las instalaciones interiores. La segunda fase prevé completar la adecuación de la antigua terminal, una destacada obra del arquitecto racionalista Luis Gutiérrez Soto.

Una vez finalizada la reforma de la estación, quedará pendiente una última fase del proyecto consistente en una nave de nueva construcción para contener vagones y locomotoras de ferrocarril con una presupuesto estimado en cuatro millones de euros. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión