Teruel
Suscríbete por 1€

El Hospital Obispo Polanco de Teruel, único que no cubre sus plazas de otorrino

Uno de los tres puestos ha quedado desierto en el primer llamamiento, dejando en el aire la solución a la precariedad que atraviesa el servicio desde hace dos años

Una ambulancia en la zona de acceso al servicio de Urgencias del hospital Obispo Polanco de Teruel.
Una ambulancia en la zona de acceso al servicio de Urgencias del hospital Obispo Polanco de Teruel.
Javier Escriche

El hospital Obispo Polanco de Teruel es el único de Aragón que no ha logrado cubrir sus plazas de otorrino en el primer llamamiento de la DGA para adjudicar las vacantes en esta especialidad. De los tres puestos que han salido a concurso -todos los que hay en la plantilla-, uno ha sido elegido por un facultativo, otro ha sido asignado por sorteo, mientras que el tercer hueco ha quedado desierto tras renunciar por escrito a participar en el proceso uno de los aspirantes.

Aunque desde el Departamento de Sanidad del Gobierno aragonés explican que habrá nuevos llamamientos a los siguientes en la lista de aprobados en la oposición, el resultado de la convocatoria desarrollada este miércoles ha generado preocupación en el Colegio de Médicos de Teruel, cuyo presidente, Ismael Sánchez, teme que el Servicio de Otorrinolaringología (ORL) del Obispo Polanco "seguirá teniendo problemas".

Sánchez da por anticipado la "bienvenida" a los dos nuevos otorrinos y pone la institución colegial "a su disposición", pero expresa su deseo de que la tercera plaza se cubra para que las condiciones de trabajo de los profesionales, al igual que el desarrollo de la labor asistencial -hay una lista de espera en consultas de 1.400 pacientes-, mejoren. El presidente de los médicos turolenses advierte de que, aún con las tres plazas cubiertas, la plantilla de otorrinos en Teruel es "insuficiente".

Desde hace dos años, el Servicio de ORL del Obispo Polanco atraviesa una crisis de personal nunca vista antes. Las tres plazas de plantilla llevan meses vacías al haberse trasladado progresivamente todos sus titulares a otros destinos y en la actualidad tienen que pasar consulta y operar dos médicos que vienen desde Zaragoza dos días por semana. Un tercer médico realiza 8 guardias al mes, pero el resto de los días no hay ningún otorrino para atender urgencias y los pacientes graves son trasladados a Zaragoza en ambulancia, en un trayecto de dos horas. Las quejas de enfermos por esta situación son constantes.

El presidente de la Junta de Personal del Obispo Polanco, el médico de Urgencias Jesús Martínez Burgui, expresó su "tristeza" por que el hospital de Teruel sea "el único de todo Aragón con una plaza desierta". A su juicio, incluso la plantilla de tres especialistas es "escasa". "Eso son diez guardias al mes en invierno y 15 en verano, una aberración", denunció. Por su parte, desde el sindicato médico CESM emplazaron al Gobierno aragonés "a analizar en profundidad" los motivos por los que uno de los tres puestos ha quedado vacío. Para la formación sindical, no se está cumpliendo el plan de incentivos para centros periféricos.

La crisis del Servicio de ORL en Teruel estuvo este miércoles incluso en boca del presidente de la Asociación Española de Banca, el turolense José María Roldán, quien en el Fórum Europa opinó que hay sectores más allá del bancario que han empeorado en la atención al público. "En Teruel hay bancos, lo que no hay son otorrinos", dijo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión