Teruel
Suscríbete

Teruel

Una otorrino de Teruel denuncia a la Gerencia del Salud por retrasar su traslado a Zaragoza

La especialista afirma que, acudiendo a la Justicia, solo quiere reivindicar la contratación de médicos en el hospital Obispo Polanco 

Una de las consultas de Otorrinolaringología en el hospital Obispo Polanco de Teruel.
Una de las consultas de Otorrinolaringología en el hospital Obispo Polanco de Teruel.
Antonio García/Bykofoto

La que fuera otorrinolaringóloga del hospital Obispo Polanco de Teruel durante más de tres décadas y jefa de la especialidad desde 2015, Teresa Lahoz, ha denunciado al gerente del Servicio Aragonés de Salud, José María Arnal, y a quien ostenta el mismo cargo a nivel provincial, Perla Borao, por el retraso que ha sufrido su traslado a Zaragoza.

Lahoz consiguió por concurso un puesto en el Miguel Servet el pasado mes de junio, pero la Gerencia del Salud pospuso su marcha ante la crítica situación del Servicio de Otorrinolaringología (ORL) de Teruel, donde solo quedaba ella para pasar consulta. La medida se aplicó a otra especialista del Servicio que igualmente logró plaza en Zaragoza, si bien esta sanitaria está de excedencia.

Finalmente, Lahoz fue cesada el pasado 1 de diciembre de su plaza en Teruel y desde entonces pertenece al Sector de Zaragoza, al que se mudará en los próximos días. La otorrino estima que el aplazamiento de su traslado fue "ilegal" al tener un carácter "indefinido" y ha demandado a Arnal y a Borao por un presunto delito de prevaricación. Ambos están citados a declarar en los juzgados de Teruel este miércoles, 12 de enero. "La demora hubiera tenido sentido de responder a una circunstancia puntual, pero no a algo general como la falta de médicos, pues entonces podría tener que quedarme aquí toda la vida", argumenta.

La especialista señala que al acudir a la Justicia solo pretende llamar la atención sobre el problema que existe en el Servicio de ORL del hospital Obispo Polanco. "Quiero que vengan tres otorrinos a Teruel y la plantilla esté al completo. No quiero irme y ver hundido el Servicio en el que tanto tiempo he trabajado", afirma Lahoz. 

La médico destaca que "jamás" hubiera pedido el traslado a Zaragoza de no haberse quedado sola en el Servicio, algo que le produjo una gran ansiedad y la llevó a pedir la baja laboral. Desde el Departamento de Sanidad del Gobierno aragonés declinaron este lunes realizar manifestaciones sobre la denuncia. "El juez determinará si tiene razón o no", indicaron.

El Servicio de ORL en el hospital de Teruel sigue en una situación muy precaria, con una lista de espera de 1.000 pacientes y ningún otorrino en la plantilla. Los enfermos son atendidos dos días a la semana por dos especialistas que vienen de Zaragoza a pasar consulta y realizar cirugías. A ellos se suma un médico solo para guardias los martes y jueves.

Lahoz afirma ser "la única facultativa en activo", de los 282 participantes en el proceso de traslados en Aragón, a quien la Administración ha aplazado el traslado. 

Critica además que, tras acordar el retardo de su marcha a Zaragoza, la DGA contrató a un otorrino para pasar consulta, "cuando lo correcto hubiera sido que fuera llamado antes".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión