Despliega el menú
Teruel
Suscríbete

divulgación

El mastodonte vuelve a Teruel

La Comarca instala en El Pobo replicas de animales que poblaron la zona hace ocho millones de años dentro de un paisaje similar a la actual sabana.

Representantes institucionales, durante la presentación de la réplica del mastodonte.
Representantes institucionales, durante la presentación de la réplica del mastodonte.
Heraldo.es

La Comarca de la Comunidad de Teruel incorpora la reconstrucción de un mamífero del grupo de los mastodontes al parque 'Safari por la Sabana del Turoliense' de El Pobo, que incluye replicas a tamaña natural de animales que poblaron la zona zona hace millones de año.

La instalación de la reproducción del mastodonte cuenta con la financiación del Fondo de Inversiones de Teruel (FITE), financiado al 50% por el Gobierno de España y el Gobierno de Aragón a través de la Dirección General de Turismo, una actuación que ha ascendido a 90.000 euros.

Este miércoles, han visitado la zona el presidente y el vicepresidente de la Comarca, Samuel Morón, y Joaquín Tomás, junto con el subdelegado del Gobierno en Teruel, José Ramón Morro, el delegado Territorial del Gobierno de Aragón en Teruel, Benito Ros; y el director gerente de la Fundación Conjunto Paleontológico de Teruel-Dinópolis, Luis Alcalá, quien ha explicado los detalles de la nueva reproducción instalada en el paseo, y acompañados por el teniente de alcalde de El Pobo, César Izquierdo.

La Comarca Comunidad de Teruel apoya el turismo cultural en el territorio, ampliando su “Safari por la Sabana del Turoliense”, una actuación que ha impulsado en el municipio de El Pobo. En esta ocasión, la Comarca ha incorporado al conjunto de este paseo una espectacular reproducción de un Tetralophodon, mamífero extinto del grupo de los mastodontes, que está llamando la atención de los vecinos y visitantes del municipio, por sus dimensiones y su realismo.

El Ayuntamiento de El Pobo se ha encargado de habilitar el espacio como un área recreativa y de descanso, rodeada con vallado de madera.

El “Safari por la Sabana del Turoliense” es un espacio de ocio cultural, en el que el visitante puede observar reconstrucciones de mamíferos que vivieron en la Comarca, en el intervalo temporal comprendido entre hace 8,7 y 5,3 millones de años, y conocer el aspecto que tenía la fauna que en aquel momento habitaba estas tierras, similar a las de la actual sabana africana.

Como explican el presidente y el vicepresidente de la Comarca “desde la Comarca estamos impulsando diversas actuaciones dirigidas a fomentar el turismo en nuestros municipios, para apoyar a este sector que se ha visto tan afectado por la pandemia, y la instalación del Tetralophodon está causando verdadera expectación entre sus visitantes y en redes sociales”.

Escena de “carroñeo”

Además, la Comarca tiene previsto continuar ampliando esta actuación, con la reproducción de nuevas figuras de gran realismo, pertenecientes al periodo del Turoliense: un Indarctos punjabiensis (emparentado con el actual oso panda); y una escena de “carroñeo”, con figuras de Lycyaena chaeretis (similar a la hiena actual) y un Hippopotamodon major (similar al jabalí actual).

La apuesta de la Comarca por este Safari comenzó en octubre de 2019. Y hace unos meses, concretamente el pasado mes de marzo, se procedió a instalar dos nuevas reconstrucciones, en concreto, de un Eucyon cipio (similar al lobo actual), y un Archaeopotamus crusafonti (similar al hipopótamo). Estas reproducciones se sumaban a los dos ejemplares instalados con anterioridad, de Birgerbohlinia schaubi (jiráfido), y Amphimachairodus giganteus (diente de sable), una actuación que en su momento contó con financiación del Fondo de Inversiones de Teruel (FITE).

Este proyecto cuenta con la colaboración de grandes expertos en la materia y profesionales de prestigio, ya que se cuenta con el asesoramiento científico de la Fundación Conjunto Paleontológico de Teruel-Dinópolis.

Dinoexperience

El Safari por la Sabana del Turoliense se enmarca dentro del Proyecto “Dinoexperience”, impulsado por la Comarca Comunidad de Teruel, cuyo objetivo es generar infraestructuras turísticas por todo el territorio comarcal, poniendo en valor los importantes enclaves paleontológicos que presenta y difundiendo la riqueza del mismo. Todo ello con el fin último de ofrecer rutas en las que el visitante se pueda mover por los pueblos de la Comarca y conocer estos recursos.

La actuación cuenta igualmente con unos carteles explicativos, con toda la información acerca de las reproducciones y el periodo geológico en el que vivieron, carteles que presentan también textos en braille, continuando así con la apuesta de la Comarca por promover la accesibilidad en sus recursos turísticos.

El Turoliense consiste en un piso geológico continental de ámbito mediterráneo que abarca el intervalo temporal comprendido entre hace 8,7 y 5,3 millones de años. Según la información científica recopilada, las rocas y los fósiles permiten interpretar que, en aquellos tiempos, el paisaje de la Comarca estaba dominado por un lago de poca profundidad en cuyos márgenes se concentraban los sedimentos que los arroyos arrastraban hasta allí desde los relieves circundantes.

La depresión ocupada por el lago, que se extendería desde el municipio de Perales del Alfambra hasta Teruel, no tendría la salida actual que, a la altura de Villel, permite desde hace un millón de años el drenaje de la cuenca hacia el mar, a través del río Turia.

Los paisajes y las faunas de vertebrados del Turoliense recuerdan a escenas contemporáneas que pueden tener lugar actualmente en Kenia o Tanzania: grandes proboscídeos y rinocerontes, hipopótamos, jiráfidos, manadas de cebras, antílopes de diversas especies y tallas, y también depredadores como enormes tigres dientes de sable, fieros felinos de tallas medianas, cánidos y hienas carroñeras.

La Comarca Comunidad de Teruel cuenta con una gran riqueza paleontológica, como lo demuestra el hecho de que incluye tres sedes de Dinópolis -en la capital, en Galve y en Riodeva, respectivamente-, además de contar con varios yacimientos de icnitas (huellas) de dinosaurios declarados Bien de Interés Cultural (BIC), en Galve y Ababuj, así como dos BIC paleontológicos más en Concud y valiosos hallazgos de fósiles emblemáticos en Libros y otros municipios.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión