Despliega el menú
Teruel
Suscríbete

Teruel

Macana Fish, en la localidad turolense de Sarrión, aumenta su plantilla en 10 operarios

La conservera de pescado pasará de 36 a 46 trabajadores para poder asumir al 100% el ensamblaje de banderillas de anchoas y encurtidos

Teruel
Trabajadores de la empresa sarrionense Macana Fish, que elabora conservas de pescado.
Heraldo

La empresa de elaboración de conservas de pescado Macana Fish, en la localidad turolense de Sarrión, ha puesto en marcha una ampliación de su plantilla que le permitirá pasar de los 36 trabajadores que tiene ahora a 46, lo que supone incrementar en casi un tercio el número de empleados. La compañía ha anunciado su oferta tanto en la provincia de Teruel como en la vecina Castellón y ya está manteniendo entrevistas con los primeros interesados.

El aumento del número de operarios tiene por objeto poder hacer frente al ensamblaje del 100% de las banderillas de anchoas y encurtidos que produce la conservera. Actualmente, el 40% de esta actividad tiene que ser subcontratada debido a la falta de personal. No obstante, como destaca el gerente de la empresa, Norat Bruixola, el proceso, tanto si se ha realizado en Sarrión como si se ha externalizado, se finaliza siempre en las instalaciones turolenses.

La empresa experimentó un crecimiento de sus ventas en un 22% a lo largo de 2020. Según Bruixola, el 85% de su producción se destina a cadenas de supermercados de alimentación, lo que impidió que la caída del consumo en bares y restaurantes debido al confinamiento por la pandemia de covid afectara negativamente a la actividad de la conservera de Sarrión. "El trabajo en la hostelería bajó mucho, pero, a cambio, las ventas en comercios de alimentos subieron de forma notable y eso nos dio seguridad y confianza para progresar", explica el gerente.

Además de banderillas, Macana Fish elabora conservas de anchoas y boquerones así como de sardinas marinadas. La empresa trae la materia prima del Cantábrico –principalmente– y del Mediterráneo, si bien ha explorado otros puertos, como los de Argentina y Croacia. Cada año, 300 toneladas de pescado envasado salen al mercado desde la factoría de Sarrión. El 80% se vende en España, mientras el 15% restante se distribuye en países centroeuropeos y latinoamericanos.

Desde que abrió sus puertas en 2012, la conservera de Sarrión se ha caracterizado por dar prioridad en su plantilla a personas con discapacidad, que actualmente constituyen el 80% de los recursos humanos de la empresa. Macana Fish se instaló en esta pequeña localidad de la comarca de Gúdar-Javalambre de 1.200 habitantes por la proximidad de la autovía Mudéjar, que la sitúa a una hora del puerto de Valencia y a poco más de cinco horas del Cantábrico. "Hoy en día no hay fronteras", subraya Bruixola.

La empresa planea también ampliar las instalaciones ocupando los 1.400 metros cuadrados de parcela que ahora no utiliza, pues hasta la fecha ha tenido suficiente con 600 metros cuadrados. El proyecto está a la espera de ser aprobado por el equipo directivo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión