Despliega el menú
Teruel

educación

El instituto Vega del Turia de Teruel celebra su 175 cumpleaños

El centro decano de la provincia tuvo entre sus alumnos a Antonio Mingote, Juan Alberto Belloch, Joaquín Carbonell y Federico Jiménez Losantos.

Acto conmemorativo del 175 aniversario en el patio del instituto Vega del Turia.
Acto conmemorativo del 175 aniversario en el patio del instituto Vega del Turia.
Heraldo.es

El instituto Vega del Turia de Teruel ha celebrado este martes el 175 aniversario de su fundación con una actuación musical de alumnos y profesores celebrada en el patio -con toques navideños- y en las que se han guardado las cautelas sanitarias impuestas por la covid-19. El Vega del Turia fue el primer centro que impartió el bachillerato en la provincia, lo que obligaba a los estudiantes de todas las comarcas a trasladarse hasta la capital provincial para examinarse. 

Los actos conmemorativos, programados a lo largo de todo 2020, se vieron recortados como consecuencia de la pandemia. Actualmente, el decano de los institutos turolenses cuenta con 900 alumnos -de la ciudad y también de distintas poblaciones- y 100 profesores. Imparte Secundaria y también enseñanzas de FP.

El IES Vega del Turia explica en un comunicado que cumplir casi dos siglos de existencia es  "todo un logro para un centro educativo que a lo largo del tiempo se ha visto ubicado en diferentes lugares de la ciudad y que ha recibido distintas denominaciones: Instituto de Enseñanza Media José Ibáñez Martín, Instituto de Teruel de segunda enseñanza, provincial o técnico". Una de sus sedes más duraderas fue el edificio que actualmente ocupa la Escuela de Hostelería, donde permaneció un siglo.

Alumnos y profesores han protagonizado un concierto conmemorativo en el patio.
Alumnos y profesores han protagonizado un concierto conmemorativo en el patio.
Rubén Benedicto

Este centro ha sido, en sus continuadas transformaciones, la principal institución destinada a la formación de miles de estudiantes pertenecientes a sucesivas generaciones y la referencia cultural de la capital durante la mayor parte de sus casi dos siglos de vida. "Nuestro querido centro ha continuado su labor educativa en una dilatada trayectoria durante la que ha aplicado los diferentes planes de estudios habidos en España", recuerda la nota de prensa.

A lo largo de este prolongado periodo de vida, el instituto ha permanecido "en la conciencia y en el corazón de los ciudadanos", impulsado por el compromiso profesional de sus trabajadores y sus cientos de docentes que, además de cuidar el rico patrimonio atesorado por el centro durante décadas, han dado fe con su tarea diaria del lema que aún puede leerse, escrito en latín, en el vestíbulo del edificio principal: "La constancia en el trabajo lo vence todo".

"Resulta fácil comprobar el cariño que los turolenses mantienen hacia esta institución y la huella con la que ha marcado la identidad de multitud de jóvenes, que encendieron la maravillosa luz de la inteligencia y abrieron su espíritu al conocimiento de las complejidades del mundo por primera vez en esta casa", cuentan desde el IES. Por sus aulas han pasado en un momento u otro a lo largo del tiempo señaladas personalidades, entre otros: Ramón J. Sender, Antonio Mingote, Juan Alberto Belloch, Eduardo Valdivia, José Antonio Labordeta, José Sanchis, Vicente Dualde, Ánchel Conte, Eloy Fernández Clemente, Joaquín Carbonell, Federico Jiménez Losantos, Manuel Pizarro o Gonzalo Tena. Precisamente Carbonell iba a protagonizar el acto central de la conmemoración y se había apalabrado su presencia para finales del pasado marzo, pero la pandemia frustró el evento y, desgraciadamente, acabó con la vida del cantautor. 

En años no muy lejanos, el instituto "ejerció como símbolo de las libertades que pugnaban por abrirse camino y siempre ha sido custodio de la ciencia y el saber, orgulloso de su legado y esperanzado con su porvenir". Actualmente, el centro ofrece enseñanzas de formación profesional, bachillerato y educación secundaria obligatoria, siendo el primer instituto de la provincia en ofrecer la posibilidad a su alumnado de cursar las enseñanzas en bilingüe francés o bilingüe inglés.

La crisis sanitaria existente no ha permitido realizar la mayoría de actividades previstas para celebrar el acontecimiento, pero el instituto permanece "muy vivo". La efervescencia de sus estudiantes así lo atestigua cada día y todavía. El director del centro, Rubén Benedicto, ha reconocido que la pandemia pesa en el ánimo de los alumnos, "que parecen más tristes y no son los estudiantes de bachillerato de siempre". Con la voluntad de levantar los ánimos, este martes se ha celebrado un concierto en el que han compartido escenario alumnos y profesores.

Etiquetas
Comentarios