Despliega el menú
Teruel

pandemia

La Fundación Térvalis de Teruel, desbordada por la avalancha de voluntarios para coser mascarillas contra el coronavirus

Ha cancelado el llamamiento a voluntarios para coser esta protección frente al contagio tras recibir 200 ofrecimientos en 24 horas.

Una trabajadora del taller de costura de la Fundación Térvalis, dedicado también a coser mascarillas.
Cartel de la Fundación Térvalis que cancela la llamada a coser mascarillas en las casas.
Heraldo.es

La Fundación Térvalis de Teruel ha recibido una avalancha de voluntarios para coser mascarillas en respuesta a su llamada para confeccionar en las casas estas prendas para cubrir las necesidades de seguridad de los propios trabajadores y para donaciones a centros asistenciales. En 24 horas, se ofrecieron 200 colaboradores, una cifra que desborda las posibilidades logísticas de la Fundación así como sus disponibilidades de materias primas.

La Fundación ha colgado en las redes sociales el cartel "Gracias de corazón", que admite que ya no puede "atender a más voluntarios". Incluye un mensaje en el que desde esta entidad se declaran “emocionados con tanta solidaridad” y por la “avalancha de buena gente” que ha respondido al llamamiento para contribuir a frenar el contagio del coronavirus.

Desde la Fundación Térvalis señalan que los proveedores habituales del Grupo Térvalis, al que pertenece la Fundación, “no tienen existencias” de mascarillas, una prenda que los trabajadores de algunas de las empresas de este conglomerado utilización obligatoriamente en su trabajo de forma habitual. Además, el Grupo entregó todos los stocks con los que contaba en la primera semana del decreto de alarma a varios centros asistenciales de la capital, como el Hogar San José o la residencia Javalambre y también al 061.

Una fuente de de la Fundación explica que la petición de ayuda se realizó internamente y estaba destinada a los familiares de los trabajadores, pero trascendió más allá y han sido cientos los voluntarios que se han ofrecido, hasta el punto de sobrepasar la capacidad de suministro de materiales y de recogida de las unidades terminadas. Finalmente, solo podrán ser atendidos los ofrecimientos de 30 personas. Desde la organización de la iniciativa señalan que les es difícil conseguir las dos materias primas principales para confeccionar las mascarillas: tela y gomas.

Etiquetas
Comentarios