Despliega el menú
Teruel

teruel

Piden casi 23 años de prisión para Igor el Ruso por los dos heridos en el tiroteo de Albalate

El juicio por el suceso previo al asesinato de dos guardias civiles y un ganadero será el 28 de enero.

Norber Feher, Igor el Ruso, en su fotografía tras la detención por la Guardia Civil después del triple crimen en Andorra.
Norber Feher, Igor el Ruso, en su fotografía tras la detención por la Guardia Civil después del triple crimen en Andorra.
Heraldo

La Fiscalía de Teruel solicita que Igor el Ruso sea condenado a 22 años y 10 meses de prisión como autor del tiroteo registrado en un masico de Albalate del Arzbobispo el 5 de diciembre de 2017, en el que dos vecinos de la localidad resultaron heridos de gravedad. Solo 9 días después, el exmilitar serbio, escondido en los montes turolenses huyendo de la justicia italiana, que le perseguía por haber asesinado a dos personas, acribillaría a balazos en Andorra a los dos agentes de la Guardia Civil y al ganadero José Luis Iranzo que andaban buscándole, un crimen cuyo proceso judicial sigue su curso.

El juicio por el suceso de Albalate del Arzobispo ha sido fijado para el próximo 28 de enero en la Audiencia Provincial de Teruel. El tribunal analiza estos días si es posible, siempre de acuerdo a la ley, que el acusado comparezca mediante videoconferencia, lo que facilitaría las cosas. Igor el Ruso, en prisión preventiva en la cárcel de Teixeiro (La Coruña), está considerado un recluso muy peligroso y su traslado hasta Teruel, a más de 800 kilómetros de distancia, exigiría extremar las medidas de seguridad.

No es solo el largo desplazamiento entre Galicia y Aragón lo que preocupa a la Audiencia de Teruel. El tribunal turolense estudia cómo mantener aislado al acusado del resto de los presentes durante la celebración de la vista oral. Fuentes de la Fiscalía señalan que se está barajando la posibilidad de acondicionar en la sala un armazón o "jaula" que garantice la protección del resto de los asistentes.

La Fiscalía de Teruel imputa a Igor el Ruso dos delitos de homicidio en grado de tentativa por los que pide que el exmilitar serbio sea condenado a un total de 19 años y diez meses de cárcel –9 años y 11 meses por cada uno de ellos–. El Ministerio Público acusa también a Igor el Ruso de tener un arma de fuego sin permiso y de haberla introducido ilegalmente en territorio español, un delito por el que pide que el procesado cumpla otros tres años de prisión. Igualmente, la Fiscalía solicita que durante esos casi 23 años de prisión Norbert Feher sea suspendido de empleo y de la posibilidad de ostentar cualquier cargo público así como de su derecho a votar.

Según la investigación realizada, Feher disparó a los dos vecinos de Albalate con un arma corta o pistola a una distancia de entre 50 centímetros y un metro. Igor el Ruso, que en una primera instancia reconoció los hechos, estaba dentro del masico cuando los dos vecinos se disponían a entrar en el edificio, siendo recibidos a tiros por el delincuente. Uno de ellos recibió un balazo en el brazo y el otro fue herido por un tiro que le atravesó el hígado y le salió por el pecho y que le obligó a permanecer en la Uci durante varios días.

Inicialmente se pensó que el tiroteo de Albalate del Arzobispo y el triple crimen de Andorra serían juzgados a la vez, pero finalmente ambos sucesos serán vistos en juicios independientes.

Tuits ofensivos

Por otro lado, la Fiscalía de Teruel ha presentado ante la Audiencia Provincial un recurso contra la sentencia del Juzgado de lo Penal que absuelve a las cuatro personas que se burlaron a través de Twitter de la muerte de los dos agentes de la Guardia Civil a manos de Igor el Ruso.

La Fiscalía sostiene en su escrito que los mensajes colgados en las redes sociales a las pocas horas del crimen por tres de los cuatro procesados –el Ministerio Público exculpa a uno de los investigados desde el inicio del proceso– suponen un delito de injurias contra las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado así como un delito contra la integridad moral, el sentimiento y la dignidad de los familiares de los fallecidos.

La Fiscalía de Teruel califica los hechos de "execrables" por haberse producido en un momento "dramático". "Los agentes tienen familiares que no deben soportar que alguien se jacte de su muerte", explican desde el Ministerio Público.

Etiquetas
Comentarios