Teruel

teruel

El hospital recibe la licencia municipal un mes después de iniciarse las obras

El Ayuntamiento sigue adelante con el expediente abierto a la DGA por hacer trabajos sin los permisos.

El montaje de las tres grúas en el Planizar motivó una orden de paralización del Ayuntamiento
El montaje de las tres grúas en el Planizar motivó una orden de paralización del Ayuntamiento
Antonio Garcia/Bykofoto

Las obras de construcción del nuevo hospital de Teruel en el Planizar cuentan desde ayer con todos los parabienes del Ayuntamiento. El inicio de los trabajos por el Gobierno aragonés a mediados del pasado mes de abril sin disponer de la licencia municipal motivó una orden de paralización de la alcaldía y la apertura de un expediente sancionador que está sin resolver. Los dos trámites pendientes ante el Consistorio se han resuelto en los últimos cinco días con la concesión de la licencia de obras del centro hospitalario y la autorización correspondiente a la instalación de las tres grúas que se plantaron en el solar con el arranque de los trabajos.

La alcaldesa en funciones, la popular Emma Buj, que había acusado a la DGA de buscar el enfrentamiento con el Ayuntamiento a cuenta del hospital por interés electoralista, rubricó el jueves pasado la licencia de obras tras recibir el preceptivo informe de la Comisión Provincial del Patrimonio Cultural, que establecía como prescripción el seguimiento arqueológico de los trabajos por la posible aparición de restos de la traída de aguas del siglo XVI. Todavía quedaba un último trámite administrativo ante el Consistorio, el permiso para montar las grúas, que ayer se resolvió favorablemente.

La DGA negó que acometiera los trabajos sin licencia al considerar que mantenían su validez los permisos concedidos por el Ayuntamiento en 2012, previamente a la modificación del proyecto del edificio para hacerlo resistente a los terremotos. El Gobierno aragonés ha presentado alegaciones en la tramitación del expediente sancionador. Para el Departamento de Sanidad, el conflicto obedece al obstruccionismo del equipo de gobierno municipal, del PP.

El concejal delegado de Urbanismo, Juan Carlos Cruzado, explicó que los servicios técnicos municipales analizan el recurso presentado por el Gobierno aragonés sobre el expediente abierto por la colocación de las grúas. En función de las conclusiones del informe, se podría archivar el procedimiento o formular una propuesta de sanción. La alcaldesa en funciones ha señalado que, si de ella depende, la multa a la DGA por obrar sin licencia será la mínima posible dentro del abanico legal, que va de 6.000 a 60.000 euros.

La orden de paralización municipal no tuvo ningún efecto y los trabajos han seguido adelante con la intervención de tres de los ocho adjudicatarios del proyecto –la obra, con un presupuesto de 87,7 millones, se ha licitado en nueve paquetes–. Hasta el momento, la ejecución se centra en la cimentación.

La obra tiene un plazo de ejecución de 46 meses. El diseño se revisó en 2015 para resistir los hipotéticos terremotos derivados de la cercanía de la falla activa de Concud. El nuevo equipamiento, con 78 habitaciones dobles, 56 individuales y siete polivalentes, sustituye al congestionado hospital Obispo Polanco.

Etiquetas
Comentarios