Despliega el menú
Teruel

movilización

Teruel Existe estima que 150.000 personas se manifestarán en Madrid para pedir soluciones a la ‘España vaciada’

La plataforma califica de “desbordante” la respuesta recibida a la convocatoria, con 68 coordinadoras adheridas de 22 provincias y 80 autobuses que ya están llenos.

IMG_20190321_110521_resized_20190321_122643694
De izquierda a derecha, Carlos Torre -CEOE-, Patricia Blasco -Federación de Vecinos-, Manuel Gimeno -Teruel Existe-, María Vigara -Cámara de Comercio-, Juan Ciércoles -Cepyme-, Pilar Buj -CC. OO.- y Alejo Galve -UGT-.
Jorge Escudero

La respuesta a la llamada de las coordinadoras ciudadanas Teruel Existe y Soria Ya para acudir el próximo 31 de marzo a una manifestación en Madrid en defensa de la España despoblada está siendo “desbordante”, según ha afirmado este jueves por la mañana el portavoz de Teruel Existe, Manuel Gimeno. A la convocatoria se han sumado 68 plataformas de 22 provincias y ya hay cerrados 80 autobuses para el desplazamiento de manifestantes a la capital de España. Los organizadores prevén que 150.000 personas participen en la movilización, muchos de ellos residentes en Madrid, “pero hijos de esa España vaciada”, ha dicho Gimeno.

La unidad de todos los agentes sociales de la provincia ha sido clave, según Teruel Existe, para conseguir un apoyo masivo a una protesta que, probablemente, haga historia. En la rueda de prensa para informar de los últimos datos de la manifestación y de los objetivos de la misma han estado presentes representantes de los sindicatos CC. OO. y UGT, las confederaciones empresariales CEOE y CEPYME, la Federación de Asociaciones de Vecinos y la Cámara de Comercio. Por problemas de agenda no ha podido acudir un portavoz de la Plataforma en Defensa del Ferrocarril.

La baja densidad poblacional de la provincia, con 9,2 habitantes por kilómetro cuadrado, que Teruel Existe atribuye al retraso con el que llegó el ferrocarril en el siglo XIX, es uno de los motivos que empujan a Teruel Existe a manifestarse en Madrid. Denuncian también que en la actualidad no hay un tren competitivo ni buenas carreteras, lo que impide el desarrollo del territorio. Suman a este panorama una explotación colonial durante décadas de los recursos autóctonos, como el hierro, el azufre y las arcillas. El último golpe asestado a la provincia es el cierre de la central térmica de Andorra anunciado para junio de 2020. En el año 2031, Teruel habrá perdido 16.000 habitantes, al pasar de los 134.000 actuales a 118.000.

Visibilizar la desigualdad que existe en el país entre los territorios costeros y la capital española -por un lado- y el interior despoblado -por otro- es el objetivo de la manifestación del próximo 31 de marzo.

Etiquetas
Comentarios