Despliega el menú
Teruel

asesinatos

Igor el Ruso afirma que contó con "amigos" que le ayudaron en su huida

El serbio ha asegurado que utilizaba varios teléfonos móviles y que se movía en vehículo durante su estancia en Teruel. 

El exmilitar serbio Norbert Feher, en su traslado a los juzgados de Alcañiz tras su detención.
El exmilitar serbio Norbert Feher, en su traslado a los juzgados de Alcañiz tras su detención.
Jorge Escudero

La versión facilitada por Igor el Ruso sobre su huida a España contradice la ofrecida por la Guardia Civil.  El autor del triple crimen de Andorra asegura que para escapar de Italia y atravesar Francia hasta llegar a la provincia turolense utilizó varios vehículos destartalados facilitados por "amigos", según publica El Español. 

Asimismo, confesó que mientras se escondía en los campos de Ferrara a la espera de un vehículo que le protegiera, mantenía contacto telefónico permanente con aquellos que debían ayudarle. El fugitivo sostiene que disponía de “siete u ocho tarjetas telefónicas diferentes”. 

De hecho, cuando fue detenido se le requisaron tres teléfonos móviles. Según las pesquisas, no había nada que confirmara que pudiera estar acompañado y concluyeron que no recibió soporte ni ayuda porque no localizaron ni una sola llamada desde esos dispositivos móviles. Sin embargo, durante las ocho horas que estuvo huido tras los asesinatos, tuvo tiempo para desprenderse de todo el material que perjudicara a sus cómplices.

Esta versión contrasta con la línea de investigación que ha mantenido durante todo este tiempo la Guardia Civil. El asesino pasaba por Teruel de casualidad cuando fue sorprendido por sus víctimas. La investigación detalla que siempre estuvo solo en mitad del monte, que no usó los teléfonos que llevaba encima ni su 'Facebook' personal y que únicamente se abasteció de una bicicleta para cruzar España entera acompañado de un enorme 'kit' de supervivencia.

Otro punto que contradice la versión inicial es el uso de vehículos. Feher da a entender que llegó a España en un vehículo donde podía transportar su propia bicicleta. No obstante, evita detallar si el vehículo que alguien le proporcionó tras el primer asesinato en Italia es el mismo con el que llegó hasta Teruel. Al mismo tiempo, reconoce que trabajó durante dos semanas “en negro” en España gracias “a un amigo”.

Etiquetas
Comentarios