Teruel
Suscríbete

Funcionarios de los juzgados piden más espacio en el nuevo edificio

Critican que 45 empleados públicos se reparten una planta de igual superficie a la que ocupan 19 jueces y fiscales

Una de las oficinas del Palacio de Justicia, llena de cajas para trasladar material de acuerdo a la nueva redistribución del personal.
Una de las oficinas del Palacio de Justicia, llena de cajas para trasladar material de acuerdo a la nueva redistribución del personal.
M. A. M.

La portavoz sindical por CC. OO. de los trabajadores del Palacio de Justicia de Teruel, Caridad Belanche, tachó ayer de "enfado general" la situación que se vive entre los funcionarios de este edificio, recién terminado de remodelar, tras conocer la distribución definitiva del personal. Según denunció, 45 empleados públicos han sido instalados en una planta diáfana de iguales dimensiones a la que ocupan, distribuida en despachos, 19 jueces y fiscales.

"Estamos apretados, con mesas pegadas entre sí o enfrentadas y sin espacio apenas para pasar entre ellas", criticó Belanche. La sindicalista censuró también que los ocho empleados del IMLA (Instituto de Medicina Legal de Aragón?) hayan sido colocados "en la buhardilla, con el techo inclinado y una viga a la vista que resta mucho espacio".

Desde CC. OO. destacaron que el remodelado Palacio de Justicia tendrá solo dos calabozos, una cifra "totalmente insuficiente", así como dos salas de vistas menos que las que había antes, que sumaban siete en total.

Los empleados se quejan, además, de falta de aseos y ponen como ejemplo que en la planta de la Audiencia Provincial solo se ha dispuesto un baño que deberán compartir tanto los empleados públicos como todas las personas que acudan a un juicio.

Los trabajadores rechazan igualmente que el nuevo Palacio de Justicia de Teruel vaya a contar con un ‘torno’ o sistema de acceso al interior mediante puertas automáticas que se abren solo con una tarjeta autorizada. En opinión de Belanche, este método es "innecesario en la ciudad a la que todos llaman la más segura de España" y busca solo "ejercer el control sobre los funcionarios". La sindicalista agregó que el ‘torno’ complica cualquier sistema de evacuación ante una emergencia.

Las obras, con una inversión de 2,6 millones de euros, han permitido modernizar las instalaciones y unificar los dos edificios que componen el Palacio de Justicia de Teruel. Los trabajos, que comenzaron a finales de 2016 y obligaron a trasladar temporalmente a un inmueble de la DGA a unos 60 funcionarios, han terminado ya y en los próximos días tendrá lugar la reubicación de todos los empleados. La inauguración oficial está prevista para mitad de noviembre.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión